Reciente

miércoles, 2 de diciembre de 2020

Second Life Ranker - Capítulo 356

Capítulo 356. Chae Jeong-woo (2)


La voz se desvaneció como si nunca hubiera estado.

El tipo estaba observando todo en silencio como siempre.

Yeon-woo estaba un poco molesto, pero continuó sacando la energía púrpura. El Demonismo había dicho que no lo tocaría hasta que Yeon-woo estuviera maduro, así que estaba seguro de que estaría bien por ahora.

No resultó tan difícil mover la energía púrpura. Después de extraerla, comenzó a moverse hacia la Piedra Filosofal como si estuvieran conectadas.

Se preguntaba si podría usar toda esta energía apropiadamente porque era demasiada, pero no se detuvo.

La Piedra Filosofal se calentó.

Fue una tarea difícil porque parecía que su cuerpo iba a explotar en cualquier momento, pero después de soportar el horrible dolor, logró transportar toda la energía púrpura.

La Piedra Filosofal tembló, como si todavía tuviera hambre.

No sabía a dónde se había ido todo.

Reuniendo su Conciencia en un sólo punto, creó una forma fantasmal. De esta manera, sería más fácil examinar la Piedra del Alma con mayor profundidad.

Y cuando abrió los ojos de nuevo...

Yeon-woo pudo observar incontables letras en la Piedra Filosofal.

A mi hermano, que leerá este diario algún día.

Desde la primera frase que escuchó tantas veces que casi la memorizó-

...Lo siento. Por mi culpa...

...Un extraño mensaje fue enviado a mi teléfono...

...Perdí mi vínculo con la realidad después de eso...

...Se me ocurrió que podría conseguir el elixir más rápido de lo que esperaba...

Hasta la última frase al final del diario.

Las voces que su hermano había dejado atrás flotaban como palabras.

'El diario'.

Yeon-woo se dio cuenta de que estaba en el núcleo de la Piedra del Alma, la herramienta mágica que hacía funcionar el diario.

Observó cada una de las palabras cuidadosamente.

Sin embargo, habían demasiadas, como peces nadando en el océano. Se unían para hacer nuevas frases o palabras que no podía descifrar.

Yeon-woo se movió a través de las letras.

Las letras no sólo creaban palabras u oraciones.

A veces, tomaban la forma de algo.

La mayoría de veces a Jeong-woo, como si estuvieran tratando de representar las escenas del diario.

Había muchas imágenes de Jeong-woo... Ala Celestial blandiendo su espada, extendiendo sus alas y mirando al mundo.

Luego, todas se dispersaron y tomaron otra forma.

Yeon-woo miró las múltiples escenas sin hacer ruido y pudo determinar cierto patrón en ellas.

Caminando lentamente a través de la corriente, llegó al centro.

Tenía una mayor concentración de letras, tanto que el mundo que hasta ahora había sido blanco, se veía negro.

Al final, Yeon-woo se detuvo.

Había una persona.

Un hombre desnudo, sentado con la cabeza entre las rodillas.

No podía mirar cómo se veía el hombre porque su cuerpo estaba cubierto por sus alas.

Thump.

Yeon-woo podía sentir su corazón latiendo más rápido.

'¿Podría ser...?'

El hombre no levantó su cabeza entre el montón de letras que lo rodeaban. ¿Estaba en un sueño profundo? Probablemente sintió la presencia de Yeon-woo, pero no se movió.

Thump.

Thump.

El corazón de Yeon-woo latía más rápido. Aunque actualmente sólo era un fantasma, realmente sentía los latidos de su corazón. Su respiración se volvió rápida. No podía pensar correctamente.

Sólo una palabra apareció en su cabeza.

|Hyung.|

Recordó la voz que escuchó cuando salió del templo de Perséfone. ¿Por qué sólo pensaba en eso?

Yeon-woo rápidamente recobró la lucidez y corrió hacia donde estaba el hombre en caso de que lo perdiera.

...Encontré a alguien que amo...

...El tiempo sigue fluyendo incluso ahora...

...Todos estaban cansados por la larga guerra...

Las letras giraron alrededor del hombre. Las frases bailaban.

Cada palabra, no... cada sílaba tenía el estilo de su hermano. Rastros de los tiempos de soledad que había vivido. La felicidad, la tristeza y el arrepentimiento estaban reunidos en las palabras.

...Uno por uno, se fueron...

...Mi cuerpo se sentía más pesado...

Yeon-woo intentaba pasar el torrente de letras. Las letras seguían chocando contra el cuerpo de Yeon-woo. Los moretones y las heridas aparecieron en su cuerpo fantasmal.

Le dolía.

Demasiado.

...Te extraño...

Yeon-woo quería gritar que estaba aquí. Pero no había forma de expresarse en un mundo en el que no podía hablar. Se sentía frustrado.

Trataba de llegar al hombre tan rápido como pudo.

Pero resultaba difícil atravesar el torrente de letras. Con un solo paso en falso, sería arrastrado.

...Me quedé sólo en Arthia...

Aún así, seguía avanzando para acercarse a él.

...¿Dónde comenzó todo a salir mal?...

Finalmente pudo acercarse.

...Nadie estaba de mi lado...

*Jadear*

*Jadear*

Yeon-woo respiraba de forma agitada. El hombre estaba cerca. Lo suficientemente cerca como para tocarlo. Pero la forma en que se movían las letras le impedían hacerlo.

Pensó en cómo deshacerse de eso, pero ya resultaba bastante difícil no dejarse arrastrar por ellas.

¿Qué podía hacer?

Tenía que haber alguna manera.

'Si no puedo de esta manera... entonces será con fuerza bruta!'

Yeon-woo apretó los dientes.

[Tercera Etapa del Despertar del Cuerpo de Dragón]

[Todas las Autoridades han sido liberadas]

Abrió las 900 Canalizaciones que tenía a su disposición. Incontables miradas se fijaron en él.

La energía púrpura extraída de la Piedra del Alma se movió según su voluntad por primera vez.

Hwaak-

Sus alas de fuego se extendieron. Se sintió más lleno que después de Astraeus. Ahora, estaba seguro de que podía luchar contra la mayoría de los Nueve Reyes.

¡Kwang!

Con semejante poder, avanzó con toda su fuerza.

Pero la esfera de letras no se quebró. Más bien, más letras la cubrieron y trataron de alejarlo.

¡Krrrr!

Aún así, Yeon-woo no se detuvo, y reforzó su determinación.

La Piedra Filosofal y su circuito de maná circulaban alocadamente. Su Conciencia se volvió más firme y sus sentidos más detallados. Sus destellantes Ojos Dorados Ardientes buscaban cualquier debilidad.

Pero la esfera de letras no cedía.

Tampoco había grietas en ella.

Sólo palabras que se rompieron en sílabas. Pero incluso esas crearon nuevas frases.

'Esto no es suficiente'.

Brontes había dicho que Yeon-woo era la llave. La única llave que encajaba en el ojo de la cerradura y podía abrirla.

Así que cuando abrió el sello para entrar en la Piedra del Alma, pensó que eso sería todo.

Sin embargo, había otra cerradura.

Todas las letras.

El diario era un candado.

Desde hace tiempo, todas las letras que podía mirar estaban llenas de arrepentimiento.

Probablemente eran de lo que estaba pensando el hombre.

Habría sido mejor que pensara en recuerdos felices, pero, ¿Por qué sólo pensaba en cosas inútiles?

'Maldito bastardo'.

Yeon-woo lo maldijo.

En la Tierra era igual. Por fuera parecía brillante, pero por dentro siempre estaba deprimido.

Un tipo tímido que siempre se preocupaba por los demás.

Cuando Yeon-woo decía algo al respecto, ambos discutían.

Ahora, incluso después de su muerte, seguía lamentándose.

Y estaba haciéndose daño a sí mismo.

...¿Porque confiaba demasiado en la gente? ¿O porque no cuidaba de los miembros de mi equipo y abandonaba mi codicia?...

Estaría bien si pudiera hacer algo con estas malditas letras por lo menos.

¿Cómo es que este tipo deprimido pudo convertirse en uno de los mejores Rankers? ¿Y como Arthia llegó a considerarse como el sexto mejor clan en algún momento?

Yeon-woo cuestionó si la personalidad de Jeong-woo había cambiado después de entrar en la Torre, pero tampoco parecía ser el caso.

...O...

...¿Después de que abandoné a mi familia?...

Yeon-woo necesitaba más fuerza.

Algo que rompiera esto de una vez.

'¿No hay nadie que pueda ayudar?'

Yeon-woo miró al cielo.

Había más de 900 dioses y demonios mirándolo ahora.

Estaban aquellos que trataban de mirarlo usando cualquier método que pudieran.

Muchos más se interesaron en Yeon-woo después de que matara a un dios.

['Adad' de la sociedad divina, Dilmun, te está observando con la ayuda de Nergal.]

[Thor de la sociedad divina, Asgard, ha pagado un pequeño precio a Vimalacitra para observarte.]

[Erleng Shen de la sociedad divina, la Secta Chan, está hablando de ti con el Príncipe Nezha.]

......

['Sitri' de la sociedad demoníaca, Le Infernal, se ha acercado a Agares para observarte.]

......

[Autoridades actuales disponibles: 2.711]

Como no podían mirar debido al bloqueo del Tártaro, estaban pagando de alguna manera a los dioses y demonios que estaban conectados a Yeon-woo para que compartieran su visión.

Un precio muy alto, tanto que un mortal como Yeon-woo no podía ni siquiera imaginarlo.

Eso demostraba que Yeon-woo estaba llamando mucho la atención de los dioses y demonios.

Ya que las cosas habían llegado a esto, Yeon-woo planeaba aceptar todas las Autoridades.

No, incluso iba a aceptar todo lo que se le ofreciera ahora.

'Aunque no sé si puedo soportarlo en esta forma'.

Yeon-woo se preguntaba si podía aceptar a las Autoridades correctamente en su forma fantasmal y no en su cuerpo real, pero no le importaba.

Ahora sólo necesitaba potencia.

[Has obtenido la Autoridad de 'Adad', 'E-Karkara'.]

[Has obtenido la Autoridad de Thor, el Martillo de los Dioses del Relámpago.]

......

[Estás obtenido demasiadas Autoridades. Tu cuerpo no puede soportarlo. Se aconseja que dejes de hacerlo.]

[¡Advertencia! Estás obteniendo demasiadas Autoridades. Tu cuerpo puede destruirse.]

[¡Advertencia! Estás obteniendo...]

......

[Las Bendiciones Divinas se activan. Se usarán las Autoridades divinas.]

[Las Bendiciones Demoníacas se activan. Se usarán las Autoridades demoníacas.]

[Las Bendiciones Dracónicos se activan. Tu cuerpo de dragón se fortalece.]

[La Piedra Filosofal ha sido fortalecida.]

......

[Tu Cuerpo de Dragón Divino Demoníaco ha sido fortalecido.]

[Tu Cuerpo de Dragón Divino Demoníaco ha sido fortalecido.]

Incluso en ese momento, las letras a su alrededor continuaron cambiando.

...¿Pensaron que podría curar el veneno?...

...Todos vinieron a matarme...

Crunch, crunch...

Ahora que había obtenido más potencia, Yeon-woo avanzó una vez más con todo el poder que pudo.

Krrrng-

Efectuó un poderoso ataque hacia las letras que lo obstaculizaban. Fue tan fuerte que sintió que su cuerpo iba a dividirse.

Pero incluso en la explosión, la esfera de letras no se movió.

Aún así, Yeon-woo continuó.

...Nadie estuvo de mi lado...

No se rindió, usando consecutivamente la Regeneración para reparar su cuerpo mientras extendía su mano hacia la esfera de letras.

Afortunadamente, debido a las características que tenía Ola de Fuego, la forma continuaba siendo afectada.

Las letras comenzaron a desplazarse de lado a lado.

...Lo supe entonces...

...Que sólo había una persona en todo el mundo de mi lado...

¿Cómo podía deshacerse de este obstáculo que no se movía?

No importaba lo fuerte que lo empujara, no se movía. No, había una pequeña grieta en la esfera de letras, que era del tamaño de un dedo, pero podía cerrarse en cualquier momento.

Si tan sólo tuviera un poco más de tiempo.

Si tan sólo alguien lo empujara.

Pensó que podría ser posible alcanzarlo y de alguna manera despertarlo.
Entonces...

...Pero no podía mostrarle mi lado débil...

Yeon-woo sintió que alguien realmente lo estaba empujando. Y no sólo una, sino dos individuos.

¿Quién? Miró alrededor con sorpresa y encontró un rostro familiar que le sonreía.

'¿El... Rey Mono?'

[Un ser desconocido se lame los labios mientras te mira.]

¿Qué estás haciendo como un tonto? Ni siquiera puedes usar tu fuerza. ¿Crees que tu futura esposa estará satisfecha?

Definitivamente era la muda de piel del Rey Mono que había tragado.

Y a su lado...

[Un ser desconocido se burla de ti.]

Una mujer de cabello largo y ardiente se burló de Yeon-woo con una mirada arrogante.

No me agradas, pero tengo algo que decirle a ese tipo de ahí.

Ella también era alguien que no debería estar aquí, como la muda de piel.

Eran los dos seres que se habían ocupado de todas las Canalizaciones innecesarias cuando Yeon-woo sufría la fiebre divina.

Los dos apoyaron antes de que pudiera preguntarles algo.

Gracias a ellos, aunque Yeon-woo experimentó el dolor de su cuerpo siendo destrozado por las letras, fue capaz de alcanzarlo.

Alcanzar a su hermano menor que temblaba como un ave, con sus alas alrededor de su cuerpo.

Yeon-woo extendió sus brazos alrededor de su hermano menor.

Incluso entonces, las letras mostraban la información del diario.

...Con esto, terminaré el diario.

Porque creo que mi hermano vendrá aquí algún día si dejo esto atrás...