Reciente

jueves, 19 de noviembre de 2020

Second Life Ranker - Capítulo 342

Capítulo 342. Creación de Kynee (2)


En la noche llena de oscuridad.

"¿Qué hacen aquí con un aspecto patético?"

Nocturno y Dos Veces movieron sus miradas de la fogata ante la voz que venía de atrás.

"¿Viniste? Estábamos calentando el alcohol. ¡Jajaja! Llegaste justo a tiempo."

Dos Veces sonrió y extendió sus brazos para un abrazo. Tenía una botella de alcohol en una mano.

El Rey del Hielo miró a Dos Veces y a la botella. Puso su dedo en la frente de Dos Veces, evitando su abrazo.

"Primero aleja esa espeluznante cara de mí. Además,  ¿Cuántas veces dije que no cambies tu tono de voz de este modo?"

"Tsk. Estás hablando como una persona mayor."

Dos Veces hizo un puchero. No era una expresión que encajara con un hombre viejo con una apariencia seria.

Crunch, crunch...

Su cara y su cuerpo se retorcieron, transformando su altura y tamaño. La piel arrugada desapareció y se reveló la piel lisa de una mujer joven.

Parecía tener unos veintitantos años. La mirada que no coincidía con la cara del hombre viejo, ahora se veía linda en ella.

¿Cuánta gente sabría que el famoso mercenario de rango S, conocido como un asesino a sangre fría, en realidad era esta chica habladora?

"No eres divertido."

"Podría decir lo mismo. ¿Por qué andabas con esa cara de hombre espeluznante que ni siquiera te queda?"

"Mmm. ¿Porque es peligroso para una chica guapa andar sola por ahí?"

El Rey del Hielo sacudió su cabeza mirando a Dos Veces. Sin embargo, la sonrisa no abandonó su rostro. Dos veces, que tenía una personalidad amigable y brillante, parecía su nieta.

"Bienvenido."

Nocturno se inclinó cuando el Rey de Hielo se sentó.

El Rey de Hielo estaba a punto de asentir con la cabeza cuando Dos Veces balbuceó, sentándose a su lado.

"Abuelo, abuelo."

"¿Y ahora qué?"

"Castiga a Nocturno por mí."

Se trataba de algo habitual.

El Rey de Hielo se rió.

"¿Se fue sin ti otra vez?"

"Exactamente. Cielos."

Dos Veces habló sobre cómo se marchó sin ella cuando comenzó la batalla y ella terminó teniendo que moverse con hombres extraños. Dijo que había sufrido mientras los ayudaba.

Después de que el ataque a la Noche de Walpurgis terminó, los mercenarios de Atran se dispersaron, pero estos tres se movieron juntos.

Los tres eran mercenarios individuales que no estaban afiliados a ningún sitio, y no tenían trabajo, así que no había necesidad de separarse.

Y extrañamente, se llevaban bien.

El Rey del Hielo era un anciano que sabía cómo trabajar con otros, y Nocturno hacía tranquilamente lo que se necesitaba. La personalidad de Nocturno era un poco despreocupada, pero no afectaba a nadie.

Pudieron llevarse bien sin interferir en los asuntos de los demás.

Como les gustaba viajar y comer delicias, resultaba aún mejor.

El hecho de que Dos Veces revelara su identidad demostraba que se habían vuelto cercanos.

El equipo estuvo moviéndose por la Torre, hasta que finalmente bajó al piso 20 por el Rey de Hielo.

Entonces, el Rey del Hielo terminó trabajando con Yeon-woo, y Nocturno se marchó en solitario porque quería enfrentarse a los fuertes.

Era comprensible que Dos Veces se quejara.

El Rey del Hielo no dijo mucho porque también tenía un poco de la culpa. Sólo le dio una suave palmada en la espalda.

"Tsk."

Insatisfecha, hizo un puchero.

El Rey del Hielo se rió.

Dos veces miraba de reojo a Nocturno mientras balbuceaba. Sin embargo, Nocturno no reaccionó. Por supuesto que ella se molestaría más.

"No hay nada más molesto que un hombre que no puede captar rápidamente", murmuró el Rey del Hielo mientras se reía.

A pesar de todo, Nocturno esperó a que los dos terminaran de hablar y habló con el Rey del Hielo.

"Señor."

"¿Todavía no has encontrado lo que buscas?"

Nocturno sacudió fuertemente su cabeza.

"Hm. Ya veo. Eso es complicado."

Después de escuchar de su maestro, el Rey Marcial, que había sido excomulgado de la aldea, Nocturno siempre vivió con un vacío en su corazón.

Esa era la razón por la que buscaba cosas que lo estimularan.

Comiendo delicias, viajando a lugares famosos, y luchando con los más fuertes.

Sin embargo, nunca se había sentido satisfecho.

"Bien, dijiste que eras huérfano, ¿Hmm?"

"Sí. Aunque no lo recuerdo."

Nocturno no recordaba nada de cuando tenía menos de 10 años. Cuando despertó, se encontró frente a la aldea de la Tribu de un Solo Cuerno y se convirtió en discípulo del Rey Marcial después de despertar su curiosidad.

"Entonces, ¿Qué hay de investigar tu pasado? Si sabes dónde naciste y cómo creciste, ¿No sería mejor? Tu memoria perdida podría estar afectando tu cabeza."

"Yo también pensé en eso..."

"Supongo que no fuiste capaz de descubrirlo."

"Así es el mundo."

"Supongo que sí."

El Rey del Hielo también había sido un huérfano. Había mucha gente en la Torre con pasados similares.

"Entonces, cuéntanos tu historia en su lugar. Lo que has pasado ahora."

"¿Mi historia? Ah, ¿Quieres que te cuente sobre tu nuevo discípulo?"

Nocturno asintió con la cabeza.

Había escuchado que su antiguo maestro tenía un nuevo discípulo. Y lo había visto una vez. En ese momento sintió que el tipo era diferente del Dios de la Espada y de sí mismo.

El Dios de la Espada se marchó por su avaricia, y terminó siendo descartado porque no tenía ninguna dirección. ¿Y el nuevo discípulo? Se había metido en el fuego y se estaba quemando.

¿Se estaba autodestruyendo o brillando? ¿O ambas cosas?

Independientemente de lo que fuera, Nocturno tenía una buena impresión sobre el Acaparador y buscaba noticias del Acaparador.

Se había convertido en uno de las Seis Nuevas Estrellas, luchando con Tritón, y muchos otros.

Y debido a que el Rey de Hielo había estado con el Acaparador, tenía curiosidad por saber qué tipo de persona sería. Cómo pensaba, y cómo vivía.

Como tenía algo que Nocturno no tenía, pensaba que podría ayudarle.

"Caín. Es un chico divertido."

El Rey del Hielo sonrió pensando en Yeon-woo. Estuvieron juntos por un corto período de tiempo, pero le parecía tan impresionante como el Rey Marcial en su juventud . Casi quería continuar al lado del Acaparador.

Aunque no pudo observar a Yeon-woo despertarse, creía se levantaría pronto.

El Rey de Hielo se rió, viendo que Dos veces lo miraba con sus ojos brillando, igual que Nocturno, y comenzó a contar su historia.

***

[Nergal sugiere que le sirvas. Aconseja que sólo él puede controlar la muerte adecuadamente.]

[Osiris extiende su mano.]

[Ares sugiere firmemente que te conviertas en su sirviente.]

[Aamon traga mientras te mira.]

[Vimalamitra susurra.]

[Cernunnos está en silencio.]

......

[Un dios de un mundo desconocido te quiere.]

Habían muchos mensajes invadiendo a Yeon-woo.

[Ha llegado un mensaje de Agares.]

[Mensaje: No caigas en ninguna tentación. Eres mío.]

[Ha llegado un mensaje de Agares.]

[Mensaje: ¡Yo, soy el Duque del Este! ¡Estás destinado a convertirte en el subordinado de Agares! ¡Respóndeme!]

Le susurraban al oído.

Para que los aceptara. Para convertirse en su sirviente. Algunos gritaban en voz alta.

Demasiadas voces sonaron al mismo tiempo. Todas decían lo que querían, y sonaba como una colmena zumbante.

No podía entender nada.

Resultaba difícil lidiar con la interferencia de los dioses y demonios que venían a través de las canalizaciones.

Gracias a su Rasgo Sangre Fría, su mente habría sido destruida. En primer lugar, estaba débil, como una luciérnaga brillando frente al sol.

Todo esto se debía a la fiebre divina. Las lesiones que innumerables dioses y demonios le dejaron estaban dañando su cuerpo. No... estaban desordenando su mente.

[¿Dijiste que eras el hermano del Ala Celestial y sólo puedes llegar hasta este punto. ¿Y me tragaste? ¡Jajaja! Que gracioso. Deberías morir si vas a estar de esta manera.]

En ese momento, una voz que atravesó todo los susurros.

Se trataba de una voz familiar.

Pero no podía recordar a quién pertenecía.

¿Podría ser la Reina del Verano?

[Levántate. ¿Vas a ser perezoso? No deberías holgazanear. Necesitas mantener tu promesa, ¿Hmm?]

La siguiente voz definitivamente pertenecía al Rey Mono.

¿Pero cómo?

Eran seres que se habían ido del mundo después de que los absorbiera. No deberían poder hablar.

¿Era sólo una alucinación?

O...

[Alguien sin nombre comienza a bloquear las voces divinas divagantes.]

[La mayoría de los dioses discuten.]

[Alguien sin nombre resopla.]

[Alguien sin nombre levanta su dedo medio a los demonios que le están mirando.]

[Muchos demonios los amenazan.]

[Alguien sin nombre se burla de ellos, diciéndoles que lo provoquen.

[La mayoría de las canalizaciones han sido cerradas a la fuerza.]

[Canalizaciones actualmente conectadas: 4]

[1.Hermes (Dios, Olimpo)]

[2.Atenea (Dios, Olimpo)]

[3.Agares (Demon, Le Infernal)]

[4.Caos (Demonio, Secta Jie)]

[Vimalamitra se ha reconectado. (Demonio, no afiliado)]

[Cernunnos se ha reconectado. (Dios, no afiliado)]

[Actualmente hay seis canalizaciones conectadas.]

Yeon-woo sintió que su dolor de cabeza disminuyó como si alguien le hubiera rociado agua fría. También, su fiebre comenzó a disminuir.

Su mente se aclaró.

'¿Quiénes han sido?'

Sabía que alguien le había ayudado. Parecía que habían dos, según los mensajes.

¿Quiénes pudieron desconectar a la fuerza las canalizaciones?

Pensó en las voces que escuchó, pero eso sería imposible, así que sintió más curiosidad.

'¿Son los únicos seres adicionales...Vimalamitra y Cernunnos?'

Vimalamitra era  uno de los tres demonios reyes más importantes de la Secta Jie.

Incluso habían leyendas de que había luchado contra el más famoso dios del relámpago en Deva, Indra.

Recientemente, parecía estar muy interesado en Yeon-woo, y había aparecido de nuevo después de que las canalizaciones hubieran sido cerradas a la fuerza.

Si se separaba de su sociedad original, podría convertirse en presa de sus enemigos. ¿Por qué lo había hecho de repente?

Lo mismo ocurría con Cernunnos.

No se había mostrado debido a su resentimiento por revivir a Rebecca, pero apareció de nuevo. Incluso con una conexión directa.  Incluso con una conexión directa. ¿Estaba relacionado con la actitud silenciosa de Rebecca?

Con esos pensamientos, Yeon-woo comenzó a abrir sus ojos de nuevo.

¡Hwaak!

Anastasia estaba parada con una actitud alterada, fumando su pipa.

Ella tenía su Fuego de Zorro activado.

"Shh. Todo el mundo está durmiendo, así que no hables."

Yeon-woo estaba a punto de saludarla con su tono de voz habitual, cuando se dio cuenta de que era de noche y mantuvo su boca cerrada.

"De todos modos."

Anastasia entrecerró los ojos.

"¿Qué eres?"

Yeon-woo quiso preguntarle qué quería decir, pero Anastasia explicó primero.

"¿Cómo pueden tantos dioses y demonios estar detrás de ti? ¿E incluso dioses de otro mundo que no pueden acceder al nuestro?"