Reciente

jueves, 2 de abril de 2020

The Second Coming of Gluttony - Capítulo 54

Capítulo 54. Puede Hacerse, No Puede Hacerse (1)


La atmósfera general no tenía buen aspecto.

Había pasado bastante tiempo desde que la expedición se había detenido, pero Dylan mantenía su silencio. Una expresión de infelicidad estaba grabada en el rostro de Samuel. Ambos estaban simplemente mirando al suelo. Dado que dos arqueros reconocidos por los demás como experimentados mostraban aproximadamente las mismas expresiones, era muy probable que algo había salido terriblemente mal.

Cuando el tiempo de espera se extendió aún más, Ian no tuvo más remedio que dar un paso adelante, aunque no quería hacerlo originalmente.

"¿Hay algún problema?"

"... Encontramos rastros de huellas que definitivamente no son humanas, pero aún no podemos averiguar a que pertenecen."

Dylan respondió de manera directa. Samuel agitó la cabeza demasiado despacio. Ahora que la peor situación se había hecho realidad, Ian también mostraba una expresión contraída.

"Hmm... Si ambos no están seguros, ¿Les importaría decirme si hay algo importante? No puedo garantizarles nada, pero como he estado viviendo prácticamente dentro de la biblioteca real durante mucho tiempo, terminé memorizando las características únicas de la mayoría de las especies de monstruos."

Samuel encontró razonable la sugerencia de Ian, así que dirigió su mirada hacia el suelo.
"En primer lugar... El largo y el ancho de cada huella son bastante grandes. La más pequeña es alrededor de 1.2 veces más grande que la de un hombre promedio, y la más grande es alrededor de 1.5."

"Es muy probable que sea una especie con un gran físico, entonces. ¿Algo más?"

"Las profundidades de cada huella son también considerables. No es que la superficie aquí sea suave como lo era en la entrada del bosque... Ah, y también podemos ver varias hebras de piel color tierra."

"¿Color tierra, dices?"

Las cejas de Ian temblaban inestablemente.

"¿Son de color claro? ¿O son oscuras?"

"Claro".

Samuel tocó el suelo con su dedo índice y asintió con la cabeza como si estuviera seguro de ello.

"Y entonces..."

"Por casualidad, ¿Tiene seis dedos, no, quiero decir, seis marcas de garras?"

La pregunta de Ian sonaba bastante urgente. La persona que les dijo que se calmaran no pudo contener su ansiedad en absoluto.

"¿Perdón? Ahh, sí, eso es correcto. Estaba a punto de decírselo ahora mismo."

"Además, ¿Hay pequeños pero profundos surcos en algún lugar de las huellas? Como, ¿Si un objeto punzante perforó el suelo y luego se sacó?"

Samuel miró aturdido al Mago. Su cara parecía decir: 'Bueno, ¿Cómo lo sabes?'

Ian comenzó a morderse los labios.

"¡Maldita sea, son Lioners!"

"¿Perdón?"

A diferencia de él, Dylan se estremeció después de escuchar eso.

"Lioners... ¡¿Los Lioners?!"

Samuel también empezó a fruncir el ceño tardíamente.

"Pero, pero... Pero, eso no tiene sentido. ¿Por qué los Lioners estarían aquí en el Bosque de la Negación....?"

"También sé que los Lioners no viven en el Bosque de la Negación, sino que llaman a la cordillera del otro lado su hogar. Pero eso no es lo importante, ¿No? Todas las pistas que has encontrado coinciden con la descripción de un Lioner. ¡En realidad descubriste su rastro aquí mismo!"

"Parece que esta expedición ha terminado."

Dylan se dio la vuelta como para indicar que no tenía sentido seguir adelante, pero Samuel siguió dudando.

"Samuel, olvídalo. Esos bastardos son bien conocidos por su astucia como cazadores, sin importar su experiencia en ocultar su presencia. Tratar de luchar contra ellos dentro del Bosque de la Negación es una completa locura".

Incluso cuando Ian le instó con una voz desesperada, Samuel siguió dudando. Seol Jihu se preguntaba por qué perdía el tiempo así cuando había un claro peligro esperándolos más adelante. Entonces, el joven recordó la conversación de la noche anterior y esa amarga sonrisa en el rostro de Samuel al final de la misma.

Seol Jihu estaba a punto de activar 'Nueve Ojos' pero se detuvo. Necesitaba regular sus emociones, después de todo. No estaba seguro de mantener la calma si veía un color rojo intenso o negro azabache. Ya que Ian estaba haciendo lo mejor para persuadir a Samuel, Seol Jihu decidió esperar un poco más.

"Pero... ya casi llegamos. Definitivamente hemos pasado la entrada del bosque. Dame una hora. No, 30 minutos. Confío en localizar la tumba. Y además, deberíamos ser capaces de manejar tres o cuatro Lioners si llegamos a luchar."

Samuel no podía simplemente desistir. Ian estaba frustrado, pero mantuvo la calma y continuó con sus palabras.

"Mi amigo. De hecho, hay algunas ocasiones en las que un Lioner puede actuar por su cuenta, pero la mayoría de las veces cazan en grandes manadas. Más importante aún, un macho adulto Lioner es capaz de abrumar a un guerrero de Nivel 3, y puede luchar en terreno llano contra un guerrero de Nivel 4".

"…."

"Eso no es todo. La prioridad más importante de la manada, la femenina Lioner, puede que no participe necesariamente en la batalla, pero... Incluso así, fácilmente excede a un Guerrero de nivel 4 en fuerza. Además, el líder de la manada es un verdadero monstruo que puede luchar en igualdad de condiciones contra un Guerrero de Nivel 5. Lo más probable es que Kahn haya muerto por culpa de esa cosa".

Tan pronto como se mencionó a Kahn, Samuel recobró los sentidos. Su conflicto interno duró sólo un breve segundo. Samuel apretó los dientes e hizo un anuncio.

"... Esta expedición ha terminado oficialmente. Dejaremos el Bosque de la Negación de inmediato".

Ian asintió con la cabeza aliviado después de escuchar la decisión de Samuel. Seol Jihu también dio un suspiro de alivio. Ahora que la decisión había sido tomada, sus movimientos fueron rápidos.

"¡Aumentamos nuestro ritmo! ¡Mantendremos este ritmo hasta que dejemos el bosque, así que no se queden atrás!"

Su expresión era sombría pero aún así, Samuel gritó con energía y se giró. Pero, sucedió entonces.

¡THUD!

Un ruido pesado entró en los oídos de todos. Poco después de eso, también los sonidos de las altas hierbas moviéndose alrededor. Todos en la expedición se congelaron en el lugar.

"¡¿Ya nos estaban esperando?!"

Ian escupió un gemido de pena después de darse cuenta de que ya era demasiado tarde. Seol Jihu activó instintivamente sus Nueve Ojos.

Rojo. Se Recomienda la Retirada Inmediata.

Algo que había estado agachado en el suelo delante de él, levantó lentamente su cuerpo. La línea de visión de Seol Jihu se elevó hasta igualar a la criatura incluso antes de darse cuenta.

El gigante que se levantó silenciosamente era un monstruo con los ojos de una bestia depredadora y las salvajes melenas de león. Su altura superaba fácilmente los tres metros, con un ligero pelaje de color tierra que cubría toda su superficie. Los músculos del torso superior se desarrollaron uniformemente como los de un ser humano, pero la parte inferior del torso se parecía más a un animal, delgado, pero tenso y firme.

Un detalle llamativo era una larga cicatriz que se extendía desde su pecho hasta su vientre. Estaba más o menos completamente curada ahora, pero aún así, parecía fresca.

"¡Es el... Líder de los Lioners!"

Ian escupió un largo suspiro.

El primer Lioner que se reveló se impulsó. Corrió como si estuviera volando y cerró la distancia en un instante, aterrizando frente a la expedición con un fuerte estruendo.

Uno podía sentir que el Lioner frente a ellos estaba en un nivel totalmente diferente a todos los otros monstruos con los que habían luchado hasta ahora, simplemente por el aura que emanaba.

Poco después de eso...

Hrrrrr

Los ojos vívidamente amarillos del Lioner brillaban con una luz peligrosa antes de que su pecho se expandiera y su boca se abriera de par en par.

¡Huaaaaawr-!

Un poderoso rugido muy estruendoso.

"¡Aaak!"

Seol Jihu cayó de rodillas después de que sus sentidos fueron asaltados por el rugido que intentó rasgar su carne en pedazos. No fue sólo él. No había necesidad de mencionar a los dos porteadores; ya que incluso Clara, Grace y Alex también cayeron. No sólo eso, incluso Samuel y Chohong vacilaron.

'No, no...'

Sus tímpanos estaban entumecidos. Su vista se nubló y su conciencia se volvió confusa. Lo que lo volvía aún más loco era el hecho de que quería negar 'algo' tan desesperadamente.

"¡Motus Stabilitatem!"

<< Nota: Motus Stabilitatem - viene del latín significa 'estabilidad emocional. >>

Fue entonces, junto con los gritos de Ian, que la visión borrosa de Seol se aclaró en un instante. Su mente se sintió más cómoda, y su conciencia se agudizó también.

Fue entonces, junto con los gritos de Ian, que la visión borrosa de Seol se aclaró en un instante. Su mente se sintió más cómoda, y su conciencia se agudizó también.

"¿Eso fue...?"

Seol Jihu murmuró para sí mismo y levantó ambas manos. Una especie de polvo brillante esparcido desde arriba cayó en sus palmas y se filtró bajo su piel.

"Tsk. Debería haber 'memorizado' al menos un hechizo de ataque".

Ian bajó su bastón y sin aviso, se puso de rodillas. Luego desplegó un pergamino en el suelo y abrió su túnica antes de sacar una pequeña botella de poción. Rápidamente vertió un polvo azul similar a la sal sobre el papel.

Alex también había recuperado la cordura, así que rápidamente sacó su crucifijo y comenzó a entonar un canto.

"Oye, esa... ¿No es el arma de Kahn?"

Dylan habló mientras señalaba con su ballesta cargada con un perno.

Justo como dijo, el líder de los Lioner tenía una alabarda negra en una mano. Al ser sostenida por un monstruo gigante, se parecía un poco a un juguete, pero desde la perspectiva de un humano, se veía bastante amenazante todavía.

¡¡Ta-tang!!

Junto con el sonido de una explosión, el líder de los Lioner se retiró mientras levantaba el brazo. Había dos pernos clavados en su antebrazo, pero ninguno de ellos había penetrado demasiado.

Las pupilas negras de sus ojos apenas abiertos bajaron ligeramente. El líder de los Lioner miraba profundamente al Mago arrodillado en el suelo, no a Dylan en el frente.

Debido a que era una criatura que no poseía una inteligencia lo suficientemente alta, permanecía fiel a sus instintos, y pudo sentir que el responsable de reanimar a la presa a punto de colapsar era ese humano.

Hrrrrrr...

Tan pronto como emitió ruidos de gruñidos, otros leones escondidos a izquierda y derecha se revelaron uno por uno. Tres a la izquierda y cuatro a la derecha. Todos llevaban armas humanas y se acercaron lentamente a la expedición. Todos eran más pequeños que el líder, pero ninguno de ellos medía menos de dos metros de altura.

"Mierda. Nueve Lioners, eh... ¿Qué diablos le pasa a este maldito bosque?"

Los lamentos se mantuvieron al mínimo. Seol Jihu se dio cuenta de que los combatientes de la expedición ya habían formado un círculo a su alrededor.

"Me enfrentaré al que está al frente. Hugo, Clara, tomen la izquierda. Samuel y Grace, la derecha. Necesitamos aguantar hasta que el Maestro Ian termine su hechizo".

Dylan dio instrucciones simples y se adelantó lentamente.

Y tan pronto como los otros cuatro también se abalanzaron hacia adelante, el contraataque del equipo había comenzado. Con fuertes gritos de batalla, los humanos y los monstruos se enfrentaron.

Dylan disparó su ballesta, y el líder de los Lioners usó una explosiva velocidad para cerrar la brecha, luego derribó la alabarda negra. Parecía como si hubiera partido a Dylan en dos, pero al final, simplemente se estrelló contra el suelo. Mientras tanto, había dado vueltas hasta la parte trasera del Lioner, sacó una daga envainada en su cinturón, y cortó el muslo musculoso del monstruo.

¡Hrrrrrr!

El sorprendido monstruo intentó airadamente aplastarlo. Sin embargo, Dylan volvió a desaparecer del lugar y reapareció al lado de la criatura.

¡¡Ta-tang!! ¡¡Ta-ta-tang!!

Rápidamente disparó cinco pernos en una rápida sucesión. Todos ellos fueron dirigidos con precisión a los puntos vitales del monstruo, pero el león se agachó y se protegió por reflejo. Por supuesto, no pudo evitar que le golpearan en los brazos y las piernas.

Como si se enojara, el líder Lioner comenzó a balancear la alabarda indiscriminadamente.

¡Kwang! ¡Kwang! ¡Kwang! ¡Kwang!

Cada uno de los golpes fue lo suficientemente pesado como para sacudir el suelo, pero ninguno de ellos encontró el objetivo. Dylan los evadió fácilmente, tomó distancia y continuó disparando sus pernos.

'Tal vez podamos...'

Seol Jihu se puso esperanzado. Aunque Dylan había sido incapaz de dañar al Lioner de forma crítica, pensó que el grupo podría ganar si la batalla persistía de esta manera. Sin embargo, en el siguiente momento, terminó acobardándose.

Se dio cuenta de que el líder de los Lioner dirigía su mirada hacia su dirección. Era como si estuviera siendo consciente de algo.

'Espera un minuto'.

¿Y si ese monstruo ignora a Dylan y viene corriendo hacia aquí?

Como para hacer exactamente eso, el líder de los Lioner  giró su cuerpo hacia Seol Jihu. Sin embargo, su expresión se arrugó después de que Chohong se interpusiera en su camino.

Seol Jihu escupió un suspiro de alivio. Se preguntaba por qué Chohong no había entrado en la pelea, pero resultó ser su 'guardiana'. Dylan podía concentrarse libremente sólo porque ella estaba protegiendo esta área.

"Hey".

Chohong de repente habló con él.

"No te asustes y quédate cerca de mí. Definitivamente te protegeré."

Seol Jihu pensó debatir la lógica detrás de esa afirmación pero apartó la mirada después de notar que Chohong alternaba rápidamente su mirada a la derecha y a la izquierda.

Hugo estaba balanceando su hacha de guerra con todo lo que tenía. Estaba atacando locamente a los Lioners, pero al estar rodeado por cuatro de ellos, sus heridas seguían acumulándose.

Clara disparaba continuamente sus flechas, pero ninguna de ellas podía penetrar la gruesa piel de sus objetivos y simplemente rebotaba, lo que significa que no resultaba de mucha ayuda.

La situación de la derecha era incluso peor que la de la izquierda.

La batalla no había sido larga, pero el escudo de Grace estaba en el suelo, roto. Ella se aferraba precariamente a una sola espada larga. Si no fuera por Samuel lanzando locamente cualquier daga que tuviera encima, ella se habría convertido en un trozo de carne ablandada hace tiempo.

El flujo de la batalla parecía muy desfavorable en este momento. Dylan tenía la ventaja de alguna manera, pero la situación en ambos lados no parecía buena. Si un lado se derrumbaba, entonces la situación resultante sería bastante obvia para que cualquiera la viera.

"¡¡Aaaaaaahk!!"

Un repentino grito desde un lado hizo que Seol Jihu hiciera circular su maná por reflejo.

Finalmente se produjo una crisis. Grace inexplicablemente tiró su espada larga, agarró su cabeza y gritó. Sería difícil controlar las emociones durante una batalla de vida o muerte. Debido a eso, los efectos del Bosque de la Negación se habían apoderado de su mente.

Por otro lado, esta era la oportunidad perfecta para los Lioners. Justo cuando extendieron sus armas hacia Grace que rodaba por el suelo, Alex gritó algo y extendió su mano izquierda.

¡¡Wuoong!!

Una delgada y semi-transparente barrera se formó alrededor de Gracia. Realmente había aparecido en el momento adecuado. Todas las armas de ataque fueron repelidas.

"¡Maldita sea! ¡¿Por qué no me ayudas aquí también?!"

Hugo gritó con una voz insatisfecha. Alex extendió la mano izquierda con calma otra vez.

"¡¡Luxu - Lu - Luxuria!!"

Los cuatro Lioners que atacaron a Hugo de repente dejaron de moverse. Aprovechando esta oportunidad, Hugo balanceó su hacha hacia el cuello de uno de sus enemigos, y una larga línea de sangre voló por el aire.

Finalmente, uno había sido derribado, pero Hugo ya estaba lleno de heridas. Su armadura, que una vez fue brillante, estaba abollada y aplastada, mientras la sangre continuaba fluyendo de sus numerosas heridas.

Por un corto intervalo de tiempo, la luz de la indecisión parpadeó dentro de los ojos de Alex. Cantó otro hechizo, y el cuerpo de Hugo comenzó a emitir una luz brillante, mientras sus movimientos lentos recuperaban algo de velocidad. Sin embargo, su crucifijo se convirtió en polvo de inmediato.

Alex ni siquiera tuvo tiempo de sentir el dolor de perder su preciado artículo y cambió su mirada a la derecha. La barrera protectora estaba a punto de romperse.

"¡¡Chohong!!"

Dylan llamó a Chohong, mientras se interpuso entre el líder de los Lioner y el equipo de la expedición. El bastardo se parecía a un erizo con todos los pernos saliendo de su cuerpo, pero aún así se veía bastante bien.

Mientras tanto, Chohong ya estaba en movimiento. Su largo cabello se agitaba con fuerza mientras corría hacia la derecha. Corrió como un relámpago y lanzó su maza hacia la parte trasera de la cabeza del monstruo que se concentraba en romper la barrera.

¡Pow!

Una fuente de sangre explotó y otro León se desplomó. Los tres restantes se giraron para enfrentarla y, como si tuvieran un acuerdo previo, comenzaron a atacarla simultáneamente. Se puso en posición defensiva y levantó su brazo izquierdo vacío.

¡Thud! ¡Thud! ¡Thud!

Una espada larga, un hacha y una lanza fueron desviadas en ese orden.

Vacío; no. En su brazo izquierdo, se podía ver un escudo blanco.

'¿Un hechizo divino?'

Los pies de Chohong dejaron un par de largos surcos en el suelo cuando fue empujada hacia atrás, pero no estaba herida en absoluto.

"¡Samuel! ¡Llévatela y vuelve aquí!"

Ella mostró un rápido movimiento de piernas y se acercó a sus enemigos en zigzag, antes de girar mientras balanceaba su maza. No sólo saltaba en medio de ellos, sino que se aseguraba de dar vueltas a su alrededor y ganaba todo el tiempo posible.

Mientras que Chohong atraía la ira de los tres monstruos, Samuel arrastraba a Grace. El flujo de la batalla que podría haberse inclinado hacia el lado equivocado se estabilizó una vez más con la participación de Chohong.

'¿Qué se supone que debo hacer ahora?'

Después de circular durante docenas de veces, tanto el maná como el circuito de Seol Jihu habían sido calentados adecuadamente, y se sentían muy calientes. Sus 'Nueve Ojos' todavía mostraban el color rojo.

Quería luchar junto a ellos. No quería que lo protegieran todo el tiempo.

Sin embargo, no estaba en posición de hacer un movimiento descuidado. ¿No estuvo de acuerdo en que no debía intervenir en la batalla sin pensar?

No era sólo eso, tampoco. Con Chohong tomando el lugar de Grace, ya no había más 'guardián'. Ella tuvo elección en ese asunto, pero a este ritmo, tanto el Mago como el Sacerdote no serían capaces de oponer resistencia si hubiera un ataque sorpresa.

'Por el momento...'

Seol Jihu tomó una decisión. Dejó la pesada bolsa y sacó su lanza.

Tanto Dylan, todavía ocupado luchando contra el líder de los Lioners, como Alex, todavía desesperado cantando el siguiente hechizo, echaron un vistazo a Seol Jihu. No dijeron nada. Después de todo, la situación actual era lo suficientemente peligrosa como para pedirle a un Nivel 1 que hiciera algo.

Fue entonces.

Ian terminó lo que estaba haciendo y finalmente se levantó de su sitio. Toda su cara estaba empapada de sudor, tanto que incluso su larga barba estaba mojada.

En el suelo, había cinco pergaminos desplegados. Había intrincadas formas geométricas dibujadas en ellos con el polvo azul parecido a la sal.

"¡¡Huueep!!"

Los ojos de Ian se abrieron de par en par. Los cinco pergaminos se quemaron repentinamente y los granos azules emitieron brillantes rayos de luz. Luego se elevaron al aire en una hélice, luego de que la rotación adquiriera velocidad, se crearon formas a partir de los cinco espirales.

Sus formas finales fueron cinco lanzas hechas de hielo. Parecidas a una estalactita encontrada en una cueva de piedra caliza o algo así, las afiladas lanzas azules comenzaron a girar locamente como un taladro eléctrico.

<< Nota: Las estalactitas son formaciones de estructura irregular que están en los techos de las cuevas y terminan en forma de punta. >>

Ian levantó su bastón y gritó fuertemente.

"¡Arca Ce Acedia!"

Las lanzas de hielo se dirigieron hacia adelante a una velocidad increíble. Dos lanzas a la derecha, dos a la izquierda, y la última, al frente.

Tan pronto como esas lanzas de hielo volaron hacia sus objetivos, gritos patéticos resonaron desde todas partes. El monstruo con la cabeza atravesada murió instantáneamente. Había uno que se las arregló para cubrir sus puntos vitales, pero aún así, sus brazos y la parte inferior del torso habían sido penetrados.

Desafortunadamente para ellos, la penetración no supuso el final sino el principio de sus problemas.

Las lanzas de hielo que penetraban en la carne desaparecían gradualmente como si fueran absorbidas por sus objetivos. A medida que se hacían más y más pequeñas, las capas de hielo cubrían más y más la carne de los Lioners.

Al final, incluso el líder de los Lioners cayó de rodillas. Tampoco se salvó, ya que había una lanza de hielo alojada en él.

Había estado prestando mucha atención al Mago, pero no pudo librarse del Arquero y terminó siendo golpeado de todas formas.

El flujo de la batalla había cambiado drásticamente ahora. Dos monstruos habían muerto en un instante, mientras que tres de ellos habían recibido heridas mortales también. Eso incluía al líder de los Lioners, también.

Dylan nunca perdería una oportunidad como esta.

"No les den la oportunidad de descansar. ¡Mátenlos a todos!"

Rápidamente se alejó un poco más, dejando la ballesta que llevaba. Luego sacó su enorme arco largo. Su clase principal era Arquero Tirador, un francotirador.

'Así que, esto es un Mago...'

Seol Jihu había estado observando ansiosamente, pero después de presenciar este nuevo desarrollo, interiormente soltó un grito de admiración.

En el momento oportuno, Alex también completó su hechizo divino, y eso permitió que Hugo, que estaba en peligro, recuperara su equilibrio. Seol Jihu apretó su puño con fuerza.

'Podemos hacer esto'.

La mejor prueba de esto fue el color de sus Nueve Ojos cambiando de rojo a naranja...

¡Huaaaar!

'¡¿Qué?!'

Los ojos de Seol Jihu se abrieron ampliamente. En el momento en que el líder de los Lioner rugió, el bosque que brevemente cambió a naranja volvió a ser rojo carmesí.

'¿Pero por qué?'

Claro, su situación no se había vuelto realmente ventajosa aún, pero comparada con la de antes, cambió definitivamente para mejor. Tanto Chohong como Samuel trabajaron juntos para suprimir a los enemigos, y con el apoyo de Alex, Hugo debería ser capaz de soportar hasta el final de la batalla. Más importante aún, Dylan había tirado de la cuerda de su arco largo al máximo y apuntaba al líder de los Lioner.

Simplemente echando un vistazo a todos la electricidad que zumbaban alrededor de la punta de la flecha decía lo peligroso que sería este ataque. Si es golpeado, lo mejor que se puede esperar es una herida mortal. Sin embargo, los ojos del líder de los Lioners, incluso mientras miraba esta flecha, mostraban una sonrisa confiada y burlona.

'¿Se está riendo?'

Justo cuando Dylan soltó la cuerda, Seol Jihu frunció el ceño. El líder de los Lioners se agachó y mostró sus colmillos. Al mismo tiempo, el Seol Jihu sintió un espeluznante y frío cosquilleo en su cuello.

¡¡Pzzzt!!

Seol Jihu presenció cómo la flecha penetraba en el líder de los Lioners y se giró rápidamente para mirar detrás de él.

En ese momento, vio a otro Lioner sin melena que salía de su escondite y se acercaba rápidamente a la distancia.


La prioridad más importante de la manada, la femenina Lioner, puede que no participe necesariamente en la batalla, pero...


Las palabras de Ian aparecieron rápidamente en su mente.

"¡¡Por encima de tiiiiiii!!"

Seol Jihu gritó como si hubiera perdido la cabeza.

Dylan movió su cabeza ligeramente, sólo para que su mandíbula cayera. Hugo, que estaba aguantando con todas sus fuerzas, comenzó a fruncir el ceño aún más profundamente; Samuel y Chohong, que se las arreglaron para matar a un Lioner más a través de sus esfuerzos combinados, comenzaron a enloquecer también.

La desesperación llenó los rostros de Ian y Alex.

Como si hubiera buscado precisamente este momento, los ojos del Lioner que cruzaba el aire brillaban fríamente. Mientras el monstruo echaba hacia atrás el hacha que tenía en sus manos, preparándose para cortar, Seol Jihu se encontró de repente atrapado en esa extraña sensación.

Durante un corto período de tiempo, todo se había ralentizado.

'¿Qué estoy haciendo?'

Se sintió mareado como si estuviera borracho.

'Debería estar esquivando'.

Sus tripas se tambaleaban dolorosamente.

'¿Yo? ¿En serio?'

Todo tipo de emociones pasaron por su corazón.

Los mechones delanteros de su cabello bailaban en el aire. Sólo entonces Seol Jihu se dio cuenta de que estaba corriendo hacia el frente.

Sabía que no debería haber hecho eso.

Sin embargo, su cuerpo se movió por sí mismo.

"¡¡Seol!!"

La voz de Alex sorprendido se alejó más.

El maná hirviente dentro de él circulaba ferozmente. Se precipitó sobre su cuerpo con la fuerza de las violentas olas de una tormenta.

"!...!"

El mundo lento volvió repentinamente a la normalidad. Y en ese momento, su respiración se detuvo por el poderoso miedo.

'Quiero vivir...'

El sudor se filtró en sus ojos y le picó.

'No quiero morir...'

Sus músculos se congelaban por las aspas de los vientos que rebanaban su carne. Este era el terror de la muerte que sentía por segunda vez en su vida.

Seol Jihu agarró con fuerza el asta de la lanza. Apretó los dientes y miró con asombro al monstruo que descendía.

Había estado simulando miles de veces y practicando decenas de miles de veces más en la Zona Neutral.

'Puedo...'

Todo eso, ¡Exactamente para momentos como éste!

'... ¡Hazlo!'

En el siguiente momento...

"¡¡Uwaaahhh!!"

Seol Jihu finalmente logró enderezar sus brazos que querían encogerse en su lugar.

Y así...

El hacha que caía fuertemente como para dividir el mundo y la lanza que se deslizaba suavemente hacia arriba chocaron a mitad del camino.