Reciente

jueves, 14 de noviembre de 2019

Solo Leveling - Capítulo 199

Capítulo 199. Solo Leveling


¿Quería hacer una pregunta?

Jinwoo estaba perplejo por eso, pero no captó ninguna mala intención en la luz que brillaba en los ojos de Thomas Andre, así que asintió con la cabeza para decir que sí.

Tan pronto como la respuesta fue dada...

"Mi brazo..."

… Thomas Andre levantó su brazo izquierdo, actualmente envuelto en vendas.

"Escuché que el daño del ataque de energía mágica dejado en este brazo fue tan grande que los sanadores no pudieron arreglarlo. Los médicos me dijeron lo mismo. Dijeron que, aunque se está curando poco a poco, pasará mucho tiempo antes de que pueda volver a usar mi brazo correctamente."

Usó su brazo izquierdo para bloquear el puño de Jinwoo que llevaba una cantidad considerable de energía mágica. Justo después de que la pelea terminó, los huesos del brazo se desintegraron en un polvo fino y había una posibilidad de que nunca más pudiera usar su brazo izquierdo.

Gracias a los sanadores y su asistencia inmediata, así como su propio y excelente poder regenerativo, habían mejorado significativamente sus posibilidades, pero incluso entonces, su condición seguía siendo tan mala.

Ese ataque fue absurdamente poderoso.

Los rastros de amarga batalla dejados por todo su cuerpo lo llenaron de todo tipo de dolores y molestias. Sin embargo, el dolor también le dio la claridad mental para pensar en lo que pasó, y luego, pensar un poco más.

Pero no pudo llegar a una respuesta, y al no tener otra opción, decidió buscar a Jinwoo de esta manera.

Aunque el cazador coreano le miraba con una mirada más o menos implícita, '¿Está aquí para jactarse de sus heridas o algo así?' Thomas Andre todavía se hacía la pregunta en su mente.

"Si se tratara de ti, no tendrías problema en acabar conmigo, ni con cualquiera de mis miembros del Gremio."

Los que secuestraron al camarada del coreano en esta tierra extranjera, y procedieron a atacarlo cuando vino a rescatar al cautivo, fueron Thomas Andre y sus subordinados.

Como la declaración publicada por Hunter Bureau había indicado, incluso si Jinwoo hubiera decidido matar a cada uno de los miembros del Gremio Scavenger, se habría librado de cualquier castigo del gobierno de los Estados Unidos.

'Por supuesto, no tendrían ningún medio para enjuiciarlo en primer lugar...'

Sin embargo, Sung Jin-Woo no le quitó la vida a nadie, excepto a Hwang Dong-Su.

¿Y si Thomas Andre se encontrara en una situación similar? No dejaría que nadie se fuera con vida. Poseía el poder suficiente para hacerlo, e incluso estaría respaldado por un pretexto claro.

Entonces, ¿por qué Sung Jinwoo eligió no matar a nadie? Durante los últimos dos días, este pensamiento ocupó un gran espacio dentro de la mente de Thomas Andre y no quería dejarlo hasta allí.

"En ese entonces... ¿por qué nos dejaste vivir a todos?"

Por supuesto, sabía que él admitió su derrota y suplicó misericordia a su manera. Sin embargo, Jinwoo fue quien tomó la decisión final.

Sin olvidar que ninguno de los miembros del Gremio había sido asesinado, incluso cuando se enfrentaron a sus criaturas invocadas. Thomas Andre se moría por saber el 'por qué' de todo esto.

Lástima por él, la respuesta de Jinwoo fue tan simple que instantáneamente hizo que su profunda reflexión de los últimos días fuera totalmente inútil.

"Porque ninguno de ustedes cometió un crimen digno de muerte."

A Jinwoo le resultó difícil pasar por alto la actitud arrogante de Thomas Andre, pero aún así, el estadounidense sólo se presentó entonces para proteger a uno de sus propios miembros del Gremio, Hwang Dong-Su.

Fue la misma historia con el resto de los miembros del Gremio Scavenger. Se equivocaron al comenzar a atacarlo, pero habían pagado por completo por sus indiscreciones.

Eso fue lo que Jinwoo pensó cuando detuvo el último ataque dirigido a la cabeza de Thomas Andre esa noche.

Una vez que el cazador americano escuchó esa respuesta, sus ojos temblaron mucho por un segundo.

"... Entonces, así fue..."

Pensando en el destino final de Hwang Dong-Su, que había cometido un crimen digno de muerte como castigo, esa respuesta no parecía una mentira.

Y pensar que la razón era muy simple.

Los pensamientos de Thomas Andre eran aún más complicados que antes de que escuchara la respuesta, pero por otro lado, se sentía mucho más reconfortado y ahora podía formar una sonrisa relajada.

"Me gustaría invitarte a una buena comida después de que mi brazo sane... ¿Puedes dejar tus datos de contacto con mi gerente para que pueda llamarte más tarde?"

Thomas Andre sonó cauteloso cuando se despidió y se dio la vuelta para irse. Laura estaba en espera detrás de él hasta entonces e inclinó ligeramente la cabeza.

Su jefe ni siquiera miró hacia atrás y salió de la sala del banquete. Cada vez que daba un paso adelante, los invitados se apartaban a un lado como si fuera Moisés y ellos eran el Mar Rojo.

Laura miró hacia atrás antes de cambiar su mirada hacia Jinwoo.

"Mi Maestro del Gremio estaba expresando su gratitud por no haber matado a ninguno de sus miembros del Gremio, Cazador."

Jinwoo se quedó boquiabierto al instante con esas palabras. ¿Cómo debería interpretar lo que dijo ese hombre para llegar a esa conclusión?

Como si no le sorprendiera la confusión de Jinwoo, Laura rápidamente añadió más explicaciones.

"Puede que lo parezca, pero en realidad, es mucho más difícil de lo que crees."

"Oh, uh... Ya veo..."

Bueno, si ella lo dijo, debe ser eso, entonces.

Jinwoo ahorró tiempo en la búsqueda de Thomas Andre y metió a uno de sus soldados en la sombra de ese tipo. Así que asintió con la cabeza para decir que todo estaba bien.

Laura, ahora que su trabajo de interpretar la manera particular de su jefe de decir adiós estaba completo, sacó su bloc de notas y se preparó para anotar la información.

"Cazador, si no es mucha molestia, ¿puedo pedirte tus datos de contacto? Ah, y también..."

La belleza rubia con el cabello recogido en un bollo formó una sonrisa cautivadora.

"El Maestro del Gremio desea expresar su gratitud con un regalo de algún tipo. Si hay algo que necesite o quiera, por favor dígamelo."

"Oh, gracias, pero no necesito ninguno."

Jinwoo declinó educadamente la oferta.

Laura rápidamente formó una torpe sonrisa como si estuviera preocupada por esa respuesta y le pidió que reconsiderara su decisión.

"Mi Maestro del Gremio es... Bueno, su deseo de emerger en la cima es bastante fuerte, así que si piensa que le debe a alguien, probablemente se volverá loco en poco tiempo. Realmente no importa en absoluto cuál sea el artículo, así que por favor, dime qué te gustaría tener."

Jinwoo estaba a punto de declinar de nuevo pero dejó de resistirse después de escuchar la recomendación de Laura.

Pensó que, aunque no necesitaba nada, iba en contra de la etiqueta rechazar la muestra de buena voluntad de la otra parte cuando estaban dispuestos a llegar tan lejos.

Sin embargo, su único problema seguía siendo el mismo.

'… No se me ocurre nada que necesite en este momento.'

¿Dinero? Él ya tenía una cantidad considerable de eso después de las últimas incursiones exitosas.

Además, el Gremio Ah-Jin obtendría más de lo que ganaría en un año un Gremio decente de mayor tamaño, simplemente vendiendo todos los restos de los monstruos de tipo gigante. Además, Jinwoo, era el jefe del Gremio Ah-Jin.

Sabía que el poderío financiero de su gremio sería incomparablemente pequeño junto al Gremio Scavenger, pero tampoco era lo suficientemente importante como para pedirle una limosna al estadounidense.

'Estoy bastante seguro de que no habrá un momento en el futuro en el que necesite pedir ayuda a Thomas Andre o al Gremio Scavenger...'

Volvió a cambiar de opinión, pensando que probablemente debería rechazar esta oferta. Pero entonces, una idea apareció en su cabeza.

'Espera un minuto. Si es Scavenger...'

Este gremio reunía a las élites más importantes del mundo, que seguían trabajando incansablemente todos los días.

Era imposible contar todas las mazmorras que habían despejado hasta el momento y, como era de esperar, la cantidad de artefactos que habían recuperado de esas mazmorras también debería ser bastante grande.

Había una posibilidad de que un 'artículo' útil pudiera ser guardado dentro de las instalaciones de almacenamiento del Gremio Scavenger. Jinwoo se obligó a dar su respuesta.

"Si se trata de una útil espada corta o una daga..."

Recientemente se había encontrado con bastantes oponentes con defensas increíbles, y el par de 'Dagas del Rey Demonio' estaba demostrando ser ineficaz contra ellos.

Pensó que no sería una mala idea cambiar sus armas por otra cosa con la ayuda del Gremio Scavenger. Incluso si no saliera nada útil de este trato, no tendría nada que perder.

"Espadas cortas o dagas... Ya veo. Gracias, Cazador."

Laura sonrió alegremente después de escuchar su respuesta. Terminó de anotar en su bloc de notas y también salió de la sala de banquetes.

Adam White estaba asustado e inquieto, preguntándose si la inesperada visita del Goliat podría conducir a otro incidente o no. Pero ahora que todo terminó sin problemas, exhaló un largo suspiro de alivio y se acercó a Jinwoo.

"Cazador... ¿Vas a conocer a los cazadores de la lista ahora?"

"Sí, lo haré."

"En ese caso, permítame ser su guía. Nuestros agentes están ubicados en varios lugares dentro de la sala, por lo que deberíamos ser capaces de localizarlos rápidamente."

"No es necesario", contestó Jinwoo con una sonrisa. "No tienes que hacer eso."

Ya había instruido a sus Soldados Sombra para que deambularan por el lugar de la fiesta. Ya sabía dónde estaban todos los cazadores. Todo lo que tenía que hacer era conocerlos uno por uno.

Adam White no sabía lo que estaba pasando, obviamente, y sólo podía pararse allí con sus ojos girando por la confusión.

"¿Disculpe?"

En lugar de una respuesta, Jinwoo le hizo una pregunta.

"Por cierto, hay una persona desaparecida, ¿no? No veo a la sexta persona de la lista aquí."

"Pero, ¡¿cómo....?!"

Jinwoo se encogió de hombros y Adam White asintió con la cabeza como si entendiera.

'Ah, sí, claro. Secreto comercial, era...'

El agente americano continuó.

"Perdimos todo contacto con esa persona unos días antes de la conferencia, desafortunadamente . El gobierno brasileño está buscando el paradero de esa persona en secreto, pero aún no ha encontrado ninguna pista en concreto."

Jinwoo asintió con la cabeza.

'Consiguió poner una sombra en el número dos de la lista, Thomas Andre, justo ahora. El tercero Christopher Reid y el sexto que era el Cazador Brasileño no estaban presentes.'

'Lo que significa que faltan siete personas.'

Jinwoo habló con Adam White.

"Bien, vamos."

"Muy bien."

Los dos caminaron alrededor de la sala de banquetes y saludaron a los Cazadores de la lista uno por uno.

Antes le había pedido a Adam White que creara oportunidades para reunirse con ellos, porque quería aprender un poco más sobre estas personas a las que estaba a punto de colocar las sombras. Comenzó desde el primero de la lista, Liu Zhigeng, y pasó al décimo.

'¿Uh?'

'¿El cazador Sung Jinwoo está tratando de expandir su red en este momento?'

Los cazadores escudriñaron los rostros de esas personas con las que Jinwoo se acercó para compartir saludos, y comenzaron a esperar que tal vez, él también pasara a saludarles.

'¡Viene hacia aquí...!'

'Lo sabía. Por supuesto, soy la siguiente con la que quiere hablar.'

Los cazadores que esperaban ansiosamente hablar con Jinwoo bajaban la cabeza en desilusión y nostalgia una vez que pasaba junto a ellos.

En poco tiempo, su 'operación' llegó a su fin. Jinwoo colocó con éxito a los Soldados Sombra en los Cazadores de la lista antes de salir de la sala de banquetes junto con su séquito.

"Ah..."

El décimo Cazador de la lista se aclaró la garganta y comenzó a hablar en voz más alta, su espalda se enderezó aún más. Por otro lado, los que estaban en la lista después del décimo cazador sólo podían beber sin decir una palabra.

Ese día.

Hunter Bureau, organizadora del banquete de la 'Noche de los Cazadores', tuvo que trabajar muy duro para averiguar el motivo de un repentino y sin precedentes aumento del consumo de alcohol durante la fiesta.

***

"Así que mañana es el último día, ¿no?"

El director adjunto empujó una taza de café al agente Adam White, actualmente encorvado en una silla de oficina. El joven se sentó inmediatamente y tomó la taza con cautela.

"Gracias, señor."

El subdirector tocó ligeramente el hombro de Adam White y se sentó a su lado.

"Pensé que me desmayaría cuando me enteré de la noticia del choque de Goliat contra el cazador Sung, pero... es un alivio que hayas trabajado duro para evitar una catástrofe... Hiciste un excelente trabajo allí."

"Me está elogiando demasiado, señor..."

Podría estar diciendo algo así, pero ¿quién en este planeta continuaría en desacuerdo con su superior cuando estaba siendo genuinamente alabado?

Una expresión brillante se formó en la cara de Adam White.

El subdirector miró con satisfacción la seria respuesta de su subordinado y tomó un sorbo de su café, antes de hacer una pregunta.

"¿Cuál es su opinión sobre el cazador Sung, ahora que ha tenido la oportunidad de observarlo de cerca?"

Adam White piensa por un momento, antes de dar su respuesta.

"Director adjunto. ¿Sabías que el cazador Sung Jinwoo sigue haciendo ejercicio todos los días, sin descansar?"

"¿Ejercicio?"

"Sí, lo confirmé personalmente. Cada mañana, corre diez kilómetros, hace 100 flexiones, además, nunca olvida hacer abdominales y sentadillas."

"¿En serio?"

Las cejas del director adjunto se arquearon.

El cazador Sung Jinwoo, que podría llamarse legítimamente el cazador más poderoso del mundo, ¿Seguía realizando rutinas de ejercicio tan básicas todos los días?

¿Qué tipo de efecto tendría el correr por la mañana con un físico que había superado las limitaciones del cuerpo humano en un grado inimaginable?

Adam White vio lo confundido que estaba el director adjunto y rápidamente continuó con sus pensamientos sobre el asunto.

"Señor, creo que su rutina de ejercicios no se trata de mejorar su físico, sino más bien de su disciplina mental."

"Entrenando su mente, eso es..."

Adam White asintió con la cabeza.

Desde no ser sorprendido por la tecnología que excede lo que el nivel actual de la ciencia podría ofrecer, hasta su diligencia de no perderse ni un solo día de entrenamiento; sin olvidar su misteriosa habilidad para recuperar un cuerpo y una mente fatigados en un instante.

Desde la perspectiva de Adam White, Jinwoo era un manojo de sorpresas que caminaba y hablaba.

El director adjunto que escuchaba esos cuentos con expresión sombría estaba totalmente de acuerdo con esa valoración.

"De hecho, él.... él es realmente un tipo increíble."

¿Qué tan maravilloso hubiera sido si un hombre así fuera un cazador americano? Envidiaba a Corea del Sur por tener a un cazador así como uno de los suyos.

'¿Mm? ¿El café sabía así antes?'

El café que el director adjunto estaba bebiendo de repente supo bastante amargo por alguna razón. Al final, no pudo terminarlo y dejó atrás media taza.

***

Había un dicho muy conocido en Corea.

Si querías saber dónde estaba la oficina del Presidente en el edificio de la Asociación de Cazadores de Corea, sólo tienes que buscar la última ventana con las luces apagadas.

Incluso hoy, Go Gun-hee se quedó en su oficina hasta altas horas de la madrugada para terminar el resto de su trabajo.

Los casos de accidentes e incidentes fueron ocurriendo con más frecuencia últimamente a medida que los monstruos se hacían más fuertes, y el número de novatos Despertados aumentó.

Desde la perspectiva de la Asociación de Cazadores encargada de manejar tales situaciones, había sido un desfile constante de un dolor de cabeza tras otro.

"Hmmm..."

Go Gun-hee dejó el documento en su escritorio y se frotó los ojos cansados.

'… Esto es extraño.'

Por alguna razón, su corazón no quiso dejar de temblar en los últimos días.

* ¡Ba-dump, ba-dump!

Su corazón problemático lo había estado acosando durante los últimos dos años, así que no le molestaba demasiado, pero aún así, su condición no se sentía bien ni siquiera comparada con la del pasado.

'¿Es esto... el límite?'

Su médico personal le advirtió que, si no dejaba de trabajar de inmediato, moriría en el siguiente medio año aproximadamente. Pero el tiempo siguió avanzando durante un año más. Entonces, el segundo año vino y se fue también.

Y todavía se encontraba en esta oficina después de todo este tiempo.

'Si esto es lo más lejos que puedo llegar, entonces no hay mucho que pueda hacer al respecto. Ya es algo bueno he logrado llegar hasta aquí.'

Go Gun-hee formó una suave sonrisa.

"Huhuh."

¿Por qué se sentía así? En el pasado, intentaba esforzarse aún más, queriendo aguantar un poco más. Pero hoy en día, no se sentía tan ansioso como entonces.

'¿Qué ha cambiado?'

¿Qué era diferente ahora en comparación con los últimos dos años?

Go Gun-hee deliberó intensamente sobre este tema, antes de que se le saliera una sonrisa de los labios al darse cuenta de lo obvia que era la respuesta.

'El Cazador Sung Jinwoo.'

Finalmente, Corea del Sur poseía el poder de combatir una calamidad de rango S. Sólo su presencia, y el estatus de este país se ha transformado para mejor.

'Cierto. Por eso mi corazón probablemente...'

¿Su cuerpo siguió adelante por ese joven? Una pequeña risa amarga y solitaria escapó de los labios de Go Gun-hee.

"Mírame, ocupado hablando de tonterías..."

El solitario murmullo del Presidente de la Asociación resonó alrededor de la oficina vacía.

'Ahora que lo pienso, el cazador Sung Jinwoo tiene previsto volver mañana, ¿no?'

Pensando en cómo llegaría a escuchar el relato del testigo presencial de las hazañas del cazador Sung de boca del jefe Woo Jin-Cheol, la expectación de Go Gun-hee comenzó a dispararse por las nubes.

Fue entonces cuando...

* Ringggg.... . Ringgg.... .

Su teléfono de repente sonó inesperadamente.

¿Quién me llama a estas horas de la noche?

Esperemos que no haya habido otro incidente a gran escala en algún lugar. Sintiéndose bastante ansioso, Go Gun-hee levantó rápidamente su teléfono.

- Querido, hoy no ha pasado nada malo, ¿verdad?

La llamada era de su esposa.

"… Oh, hola, querida."

La esposa estaba llamando para averiguar el estado de su marido, ya que no había regresado a casa todavía, a pesar de que ya era bastante tarde. Su voz logró suavizar gradualmente la cara rígida de Go Gun-hee.

"¿Qué quieres decir con algo malo? No te preocupes pronto estaré en cas..."

Fue entonces cuando.

Junto con un suave sonido, el teléfono perdió repentinamente su señal.

"… ¿Hola? ¿Hola?"

Obviamente, ya no podía escuchar la voz de su esposa.

¿Ha pasado algo? Go Gun-hee inclinó la cabeza y colgó el teléfono, antes de desviar su atención hacia el exterior de la ventana inconscientemente.

'… . .!!'

Contuvo la respiración en ese momento.

Todo lo que debería ser visible a través de la ventana había desaparecido. Varios edificios, las carreteras, incluso la gente; todo.

Lo único que quedaba era la oscuridad que superaba todo intento de descifrar su profundidad. Sólo un parpadeo más tarde, el paisaje fuera de su ventana se había transformado en otra cosa.

Un evento como este no podría ocurrir.

"Pero... Pero, ¿cómo puede ser esto?"

El Presidente de la Asociación, Go Gun-hee, se quedó boquiabierto y estaba a punto de levantarse de su silla, pero luego....

… Pero entonces, se dio cuenta de que había alguien más en la oficina en ese momento. Alguien a quien nunca había visto antes.

Ese hombre estaba sentado en el sofá como si hubiera estado allí por mucho tiempo, también.

'¿Un humano...? No, este no es el aura de un ser humano...'

Tampoco fue sólo el aura.

Una cara pálida como un cadáver, cabello largo y de color blanco plateado, orejas puntiagudas y ojos plateados que brillan como un par de piedras preciosas.

Era un Elfo de Hielo. También conocidos como Fantasma Blanco.

De alguna manera, Go Gun-hee no había sentido su presencia, así como su entrada en la oficina.

Lentamente colocó el receptor del teléfono de nuevo en su base y lanzó una pregunta.

"¿Quién... eres tú?"