Reciente

miércoles, 6 de noviembre de 2019

Kage no Jitsuryokusha ni Naritakute - Capítulo 113

Capítulo 113. 【¡Kyaaa! ¡No Seas Tan Rudo! 】


A media noche, un carruaje viajaba, a dos días de la capital del Reino Midgar.

Mientras era iluminado por la luz de una antorcha, un grupo estaba levantando campamentos fuera del carruaje. Había un logotipo que se parecía a una máscara grabada en el costado del carruaje. Nadie entendía el significado del logotipo, pero eso era una prueba de que el carruaje pertenecía a Mitsugoshi Co.

Había montañas de cargas apiladas en las filas de los carruajes que se habían detenido en silencio. Se dice que la carga de un solo carruaje de Mitsugoshi Co transporta más de 100 millones de Zeni. Sin embargo, la mejor parte fue la figura de docenas de carruajes alineados.

Las filas de carruajes se estaban entregando a las tiendas de la capital real. Cada persona se apresuraba a la entrada para hacerse con los bienes, por lo que la empresa naturalmente floreció con ganancias. Al hacer esto, Mitsugoshi Co había logrado maravillosos avances.

Los avances en este sentido fueron los que pintaron la poderosa figura de una empresa comercial en cuestión de años.

Muchos comerciantes habían intentado obstaculizar a Mitsugoshi Co, sin embargo, los productos de Mitsugoshi Co tenían una mayor demanda, y para respaldar la fortaleza financiera de su empresa, esos comerciantes individuales comenzaron a trabajar juntos para competir contra Mitsugoshi Co.

Los comerciantes cedieron uno por uno ante Mitsugoshi Co.

Como Mitsugoshi Co vendía productos relativamente baratos, los vendedores ambulantes almacenaban productos de allí.

Mitsugoshi Co se ha ganado el apoyo de la mayoría de los ciudadanos locales con una producción en masa que está orientada a los ciudadanos locales.

Hasta ahora, las grandes empresas solo vendían artículos de alto valor, en su mayoría a los comerciantes solo les importaban las ganancias y nada más. Luego, Mitsugoshi Co emergió al mejorar dramáticamente la calidad de sus medios de vida.

Una red comercial animada con una enorme cantidad de fuerza se formó naturalmente con los vendedores locales.

Ahora los comerciantes individuales, otras compañías y Mitsugoshi Co están compitiendo entre sí.

La posición de Mitsugoshi Co se pensaba que era sólida como una roca.

Sin embargo, incluso si esos individuos no pueden ganar por sí mismos, pueden ser un desafío si trabajan juntos.

Finalmente, con el apoyo de las grandes empresas que levantaron los pesos, pudieron unirse.

Y—.

En la oscuridad, había varias sombras observando el campamento de Mitsugoshi Co.

Todos estaban disfrazados, con espadas visibles en sus cinturas. Su papel era de bandidos, pero una cosa estaba mal.

Todos ellos eran espadachines mágicos.

Era común que un espadachín mágico que cometió un crimen se convirtiera en un bandido, pero era imposible que todos los bandidos fueran espadachines mágicos.

Utilizaron señales de mano para moverse, arrastrándose hacia el campamento de Mitsugoshi Co.

Luego atacaron simultáneamente.

“¡¡Kyaaaaaaaaaaa!!”

Un grito femenino sonó.

Al ver a una elfa de cabello plateado a punto de ser cortada, comenzaron a atar las manos del personal de Mitsugoshi Co.

El sonido de la masacre hizo eco a lo largo de la noche.

Incluso Mitsugoshi Co no pudo defenderse cuando múltiples espadachines mágicos atacaron.

Solo quedó la hermosa elfa de cabello plateado.

La arrastraron fuera del carruaje, fluyendo lágrimas de sus pupilas de color cian.

“Por favor……. Por favor, perdonen mi vida …”

Se quitaron la máscara ante la extremadamente hermosa elfa con una sonrisa sombría en su cara.

“Oye, muéstramelo.”

“Kuku, esto es agradable.”

Y luego la elfa atada fue asaltada.

“¿Mostrártelo? ¿Qué quieres decir?”

“¿Qué es esto? Se siente tan bien que puedo morir en paz ahora.”

“Detente, detente, no seas tan rudo.”

El hombre saca su espada, cortando el vestido de la chica con facilidad. Exponiendo su hermosa piel blanca.

“Tuviste mala suerte al hacer enojar a la Compañía Garter. Los presidentes de muchas empresas y las grandes empresas que habían sido hostiles hasta ahora están trabajando juntas. Este será el fin de Mitsugoshi Co.”

“ Aah… tal… cosa….. nunca … tú …”

“Como se esperaba. Se rumorea que la fuerza militar del cuerpo privado de la Compañía Garter rivaliza con la de un país pequeño.”

La desesperanza se veía en los ojos de la chica.

El hombre dejó escapar una risa bárbara, cortando el vestido que cubría los pechos de la chica.

Dos bultos blancos aparecieron de allí, o debieron aparecer.

Sin embargo, había ropa negra muy pegada a su piel.

Y en un abrir y cerrar de ojos, cubrió todo el cuerpo de la chica, ocultando su cuerpo desnudo.

“Q…… ¿¡que!?”

“Gracias por tu información.”

Ya no había el color de la desesperanza en sus ojos. Solo había la mirada fría de una persona absolutamente fuerte.

“¡Tú!”

El hombre balanceo su espada.

La chica no intentó evadirlo.

La espada del hombre golpeó el cuello de la chica, pero se detuvo ahí. La ropa negra protegía a la chica.

“Una espada barata.”

Y luego, una estocada.

Desde el corazón del hombre, una hoja de color negro azabache sobresalió.

El hombre miró atrás y se desplomó con una burbuja de sangre brotando. La chica sacó su hoja de color negro azabache.

“Hoja de Sanciones.”

Su voz se extendió, la primera chica elfa de cabello plateado se levantó y mató a un asesino cercano, derribándolo.

A partir de eso, el personal de la compañía que fueron asesinados comenzaron a ponerse de pie uno tras otro, erradicando a los asesinos. Esas chicas, sin excepción, llevaban ropa negra debajo de su ropa normal.

La situación fue completamente revertida.

Las chicas atacaron a los asesinos fugitivos, matándolos.

Gritos de mendicidad y ruido de muerte, agonía y suplicas resonaron. Y un momento después el silencio volvió a frenar la noche.

“Beta, informe.”

Una elfa de cabello rubio le habló a la elfa de cabello plateado.

“Alpha-sama, los asesinos han sido completamente aniquilados. No hubo víctimas ni heridos. Tres personas han sido capturadas vivas para obtener información.”

Alpha, la hermosa elfa, asintió ante el informe.

“Dejemos esto atrás.”

“Ja.”

Alpha y Beta más tarde desaparecieron en la oscuridad después de lidiar con las secuelas.

Y cuando la noche le abrió paso al sol de la mañana, ambas se detuvieron.

El cadáver de un vendedor ambulante había sido crucificado en un carruaje parado al costado de la carretera. Los productos rotos de Mitsugoshi Co esparcidos por sus pies.

Esta era una advertencia.

“Esto es terrible……”

Beta se cubrio la boca con las manos.

“Alpha-sama , como esos——”

“Más de miles de vendedores ambulantes solo en este país están tratando con artículos de Mitsugoshi Co, no podemos protegerlos a todos.”

Alpha caminó hacia la crucifixión, abrazando al cuerpo.

“Compensen a su familia”

“Sí……”

“La guerra, ha comenzado……”

Alpha miró la salida del sol con sus ojos azules.