Reciente

sábado, 19 de octubre de 2019

Solo Leveling - Capítulo 175

Capítulo 175. Solo Leveling

Al escucharlo, Jinwoo dudó de sus palabras.

‘¿Ayudarme?’

‘Aquí entre los dos, ¿quién es el que necesita ayuda?’

Jinwoo no creyó en absoluto en las palabras de este hombre.

“Por favor, confía en mi”.

El hombre tenía una cara espeluznante.

“Está bien, te haré creer en mí”.

Tan pronto como él dijo eso…

Los labios del hombre comenzaron a moverse en un lenguaje extraño muy, muy rápidamente. Y en ese momento…

Jinwoo sintió un poder mágico proveniente del hombre que poco a poco comenzó a entrelazarse con Jinwoo.

Al instante, Jinwoo sacó sus dagas.

Si ese poder mágico lo hubiera lastimado, la daga habría perforado el cuello del hombre. Pero Jinwoo fue paciente.

El poder mágico en movimiento era extremadamente pequeño en comparación con la cantidad de energía mágica que Jinwoo tenía, y no podía sentir ningún enemigo o mal en el poder.

 “…”

Sin embargo, Jinwoo no había bajado su guardia… en cambio, preparó la última versión de la habilidad 'Lanzamiento de la Daga', 'Daga Rápida', en caso de que algo malo sucediera.

Entonces, una tensión aguda, parecida a una aguja, se clavó en su piel. Y así…

Cuando el hombre dejó de hablar ese extraño idioma, apareció un mensaje del sistema con un...

* Ring ~

El Rey de los Gigantes, el primer soberano ‘Legia’ hizo el ‘Juramento de Lealtad’
Si aceptas el ‘juramento de Lealtad’, tanto el conjurador y el aceptador no será capaz de mentirse uno a otro.
¿Aceptas el ‘Juramento de Lealtad’?

S / N

Por supuesto, Jinwoo se había dado cuenta de que era el hombre quien le envió este “Juramento de Lealtad”. Pero sin embargo…

‘El Rey de los Gigantes...’

Recordó a los monstruos de tipo gigante que cazó en su camino hacia aquí. Lo más probable es que haya algún tipo de conexión entre esta revelación y la razón por la que el rostro del gigante, que protegía la Puerta de afuera, se parecía al rostro del hombre.

Mientras Jinwoo estaba en silencio, el hombre también esperaba en silencio.

‘¿Qué debería hacer?’

Mientras observaba la (S / N) parpadeante, Jinwoo pensó en un momento.

Dado que el sistema le notificó con un mensaje, los efectos de esta habilidad o lo que sea deben ser ciertos.

Pero sin embargo…

Aunque el sistema le notificó, nadie lo estaba supervisando.

Obviamente, será una perdición para él.

Después de todo, tenía una ventaja.

En caso de que surgiera una pregunta que Jinwoo nunca pudiera responder, todo lo que tenía que hacer era matar a esta criatura, incluso si eso sonaba insensible y frío de corazón.

Este acuerdo fue sugerido por la otra parte, para empezar. Y Jinwoo no era tan ingenuo como para sentirse culpable por un monstruo, sobre todo...

Jinwoo, que estaba pensando un poco más sobre el asunto, decidió.

‘Sí’

De repente, simultáneamente aparecieron mensajes anunciando el éxito de la transacción.

Se hizo el ‘Juramento de Lealtad’
El conjurador y el aceptador no pueden mentirse el uno al otro hasta que el contrato se cancele con consentimiento mutuo.

Tan pronto como Jinwoo aceptó su juramento, el Rey de los Gigantes repitió su palabra anterior.

“Confía en mí, desbloquea mi sello y te ayudaré”.

“Eup… eup...”

Jinwoo abrió sus ojos ampliamente.

Su voz no salió de su boca como si estuviera bloqueada  su garganta. El rey de los gigantes se rió de ello y dijo.

“Sí, ese es el efecto del “Juramento de Lealtad”

“…”

Jinwoo se dio cuenta de repente…

Cuando el Rey de los gigantes le dijo “confía en mí”… gracias al efecto Juramento de Lealtad, Jinwoo quien quería contestar el Rey de los Gigantes, pero con algunas dudas en su corazón, se mantuvo sin palabras… ya que tiene que responder con la verdad absoluta.

 ‘Este es el efecto del Juramento de Lealtad…’

Al confirmar el efecto, Jinwoo también notó algunas cosas.

Una de esas era que, era posible que las palabras del Rey de los gigantes fueran fiables, pero hasta cierto grado.

La verdad no sería 100% revelada.

Sin embargo, dado que, con el juramento activo, los dos tenían que hablarse con la verdad, también estaba claro que intentarían ocultar información entre ellos.

Por lo tanto, los ojos de Jinwoo se volvieron más agudos que cuando no hubo juramento.

Después, Jinwoo le respondió a su pregunta.

“¿Por qué puedes hablar libremente, a diferencia de las otras bestias mágicas?”

“Bestias mágicas, ¿a qué te refieres?”

“A los gigantes de esta Puerta para empezar”.

“Oh, oh, ¿te refieres a las bestias?”

El rey de los gigantes se rió.

“Al contrario, quiero preguntar, ¿cómo puedes poner a las bestias y los soberanos quienes las gobiernan en la misma línea?”

El rey de los gigantes preguntó con una mirada solemne digna de su título.

“Todos los residentes de una Puerta son en su mayoría bestias que fueron capturadas por los gobernantes y dejadas aquí en este planeta Tierra, y debido a la ‘maldición’ colocada en sus cuellos, si tienen la oportunidad de abandonar la Puerta, estas Bestias se irán sin dudarlo y destruirán todo lo que vean. Sin embargo, soy un soberano, soy muy diferente de ellas, ya que he estado esperando pacientemente que alguien me libere de este sello.”

El rey de los gigantes se rió ligeramente y dijo. “Y así es como te conocí.”

“…”

Jinwoo trató de aceptar sus palabras de la manera más objetiva posible sin que las emociones lo perturbaran.

‘Si él es realmente un nivel superior a los demás…’

Entonces, puede ser una pista.

*Tragar*

Jinwoo quien tragó, comenzó a pensar muchas preguntas. Pero había algo que quería comprobar antes de eso.

“Respóndeme… el ejército de los gobernantes son quienes llevan una armadura plateada y alas en sus espaldas…”

“Sí, son los soldados de los gobernantes.”

Lo sabía.

El rompecabezas parecía ajustarse.

El recuerdo que la estatua del ángel le presento después de ser derrotado paso nuevamente en la mente de Jinwoo.

Jinwoo había llegado a la conclusión de que la guerra que veía en ese recuerdo no era una simple fantasía, sino el verdadero recuerdo de alguien.

‘¿Qué demonios está pasando aquí?’

Después, Jinwoo preguntó…

“¿Qué quieren estos gobernantes y por qué siguen enviándonos bestias mágicas?”

La razón de las Puertas.

‘Si supiera la razón, ¿no sería posible evitar que aparezcan más puertas en el mundo?’

El mayor interés de Jinwoo estaba allí.

“¿No te lo dije?”

El rey de los gigantes habló con fuerza.

“Se están preparando para la guerra”

“¿Guerra?”.

“Quieren convertir este mundo en un campo de batalla y luchar contra los soberanos de nuevo”.

“No entiendo… ¿Entonces la razón por la que envían bestias mágicas a la tierra es porque quieren convertirlo en un campo de batalla?”

“Más exactamente, fue para inculcar el poder mágico en tu mundo”.

*Ruido sordo*

Jinwoo parecía haber sido golpeado en la parte posterior de su cabeza.

Si las apariciones de las Puertas son una maldición por las bestias mágicas, también son una bendición por la aparición del poder mágico. No solo los cazadores, sino mucha gente común pensaban eso.

Las piedras de maná entre otros artículos mágicos eran ahora la mejor fuente de energía en la tierra.

‘Sin embargo, ¿Todo esto fue con el único propósito de la guerra?’

El rey de los gigantes siguió explicando.

“No hay mejor manera que la sangre de aquellos con poder para plantar fuerzas que no existen. Los gobernantes decidieron usar a sus prisioneros (bestias mágicas) para eso”

No era necesario decir que la concentración del poder mágico se estaba haciendo más espesa.

No fue un fenómeno natural, sino el fruto de un árbol que brotó de un campo infestado con la sangre de las bestias.

“La energía mágica fortifica un mundo... Planean fortificar tu mundo para que no sea destruido por el impacto de la guerra.”

‘¿Entonces la guerra…?’

El rey de los gigantes no le dejó pensar y hablo una vez más…

"Otra lucha sangrienta entre los soberanos y los gobernantes... En poco tiempo, el mundo en el que vives se convertirá en un verdadero infierno. ”

Una batalla similar o peor de la que vio en los recuerdos que la estatua del ángel le mostró… Jinwoo vio su lucha en los recuerdos uno por uno.

Si la tierra fuera elegida como un lugar para semejante batalla, entonces la tierra no sería como dijo el Rey… ¿un infierno?

Al mismo tiempo, el rostro del Rey de los Gigantes se oscureció.

“No tenemos tiempo”.

“…¿?”

“Si se dan cuenta de que estuviste en contacto conmigo, ni los soberanos ni los gobernantes te dejarán ir, tal vez los enviados de los gobernantes ya se estén moviendo.”

“Has estado diciendo que han estado detrás de mí desde entonces, ¿por qué?”

“Tú… ¿Realmente no sabes nada?”

El Rey explicó en tono triste.

“Tu poder no es realmente tuyo”.

*Asentir*

Jinwoo estuvo de acuerdo.

La habilidad del “Soberano de las Sombras” le fue dada por el sistema. No podía negar que no era suyo.

“Ese poder que recibiste significa que el soberano original propietario de ese poder, traicionó a los soberanos.”

Jinwoo había escuchado eso antes de la estatua del ángel… El Rey de los Gigantes continuó.

“Por eso, gracias al poder que tienes ahora, te has convertido en un enemigo tanto para los soberanos como para los gobernantes, pero te aseguro que estaré de tu lado si me liberas de estas cadenas.”

En este punto, el Rey de los Gigantes ya tenía una expresión seria en su rostro. Pero sin embargo…
Jinwoo preguntó de nuevo tranquilamente.

“Si vas a estar a mi lado… ¿No es mejor que ser como Soldado Sombra?”

El Rey de los Gigantes quedó asombrado.

A pesar de que fue sólo un momento, el Rey de los Gigantes ocultó su expresión.

 ‘Eso no es malo, niño inteligente.’

Al mismo tiempo pensó lo que… el Rey dijo.

“Los soberanos y los gobernantes están hechos de espíritus, cuando el espíritu muere, se destruye y, como consecuencia, no puede convertirse en una sombra, en otras palabras, no puedo ser tu soldado”.

Jinwoo asintió.

‘Así que es por eso…’

El Juramento de Lealtad se mantuvo, por lo que no fue necesario verificar la autenticidad de sus palabras.

Jinwoo, que estaba en un estado de contemplación, levantó la cabeza. Y el Rey de los Gigantes preguntó.

“¿Hay suficientes razones para ayudarme ahora?”

Jinwoo lo miró.

El Rey de los Gigantes parecía confiado en que su aprisionamiento pronto sería removido. Jinwoo también pensó en quitar ese sello que lo encarcelaba…

Pero sin embargo…

‘¿Por qué me siento tan incómodo?’

‘Algo… ¿Me he perdido de algo?’

Jinwoo comenzó a recordar todo desde el principio. La frente de Jinwoo estaba un poco sudorosa.
El Rey de los Gigantes una vez más pidió.

“Rompe mis cadenas.”

Jinwoo tomó una profunda respiración.

No importa cuánto lo intentara, no había razón para rechazar la petición del Rey. Pero sin embargo…
Cuanto más Jinwoo se preguntaba qué se había perdido, más se sentía como si estuviera en un pantano.

‘Debe ser el viejo yo que no cree en sí mismo.’

Jinwoo tomó el Dagas del Rey Demonio y se acercó al Rey de los gigantes.

Jinwoo, quien caminaba hacia el Rey… el Rey de los Gigantes asintió. Jinwoo también asintió.

Entonces, Jinwoo inculcó el poder mágico en su daga y de un corte rompió la primera cadena.

*    Ba-dump

*    Ba-dump

Su corazón latía extrañamente.

‘¿Por qué creo que va a pasar algo malo al liberar a este hombre?’

Repentinamente…

La segunda cadena fue cortada.

El Rey de los Gigantes esperó que se deshiciera de todas las cadenas que lo ataban con una mirada respetuosa…

Jinwoo se inclinó hacia su parte de atrás para cortar la tercera cadena, que estaba enraizada en la espalda del Rey.

* Ba-dump

* Ba-dump

* Ba-dump

Su corazón latía muy rápido. Jinwoo sintió su pecho hundirse.

El flujo de pensamientos ventajosos y desventajosos en este caso continuó inundando la mente de Jinwoo, haciendo que su corazón latiera muy rápido.

Después, Jinwoo preguntó…

“Dijiste que estarías de mi lado, ¿verdad?”

“Por supuesto, si me ayudas, te ayudaré, este es un trato justo y completo si todo va bien”.

Esta respuesta ya había sido escuchada varias veces. Esta no fue la respuesta que Jinwoo quería escuchar.

Entonces, Jinwoo le hizo la pregunta que más quería hacerle.

“Entonces, ¿estás del lado de los seres humanos?”

“…”

El Rey guardó silencio.

El Juramente de Lealtad.

Debido a eso, el Rey de los gigantes no podía dar ninguna respuesta.

Jinwoo miró el cuello del Rey.

La ‘maldición’ detrás de su cuello brilló fríamente.

Mientras esta maldición exista, él también podría ser capaz de escuchar las voces de los gobernantes.
Así como todas las otras bestias mágicas…

‘Mata a los humanos’.

De repente, con su mano derecha ya libre, el Rey de los gigantes, quería tocar la frente de Jinwoo.

Jinwoo, que había juzgado ese movimiento del Rey de los gigantes como un ataque, insertó una daga en su corazón sin dudarlo hasta que vomitó sangre.

* ¡¡Hook-!!

La daga penetro profundamente en su corazón.

* Puagh

El Rey de los Gigantes vomitó sangre.

Al mismo tiempo, Jinwoo prestó atención a su presentimiento y concluyó que mantener vivo a este hombre era demasiado peligroso.

Así…

*Slash

*Slash

*Slash

No fue hasta que la daga entró y salió de su pecho seis veces que el Rey de los Gigantes se detuvo.

Después de eso, Jinwoo sacó la daga de su pecho.

El Rey de los gigantes sonrió mientras miraba directamente a los fríos ojos de Jinwoo.

“Lo siento, pero eso es todo”.

“…”

Dando un paso atrás sin decir una palabra, Jinwoo sacudió la sangre de la daga.

El Rey continuó.

“Cuanto más intensa sea la lucha entre tú y los cautivos (bestias mágicas), más se convertirá el mundo en un campo de batalla”.

Finalmente, el Rey con una sonrisa. Dijo.

“Todo lo que estás tratando de proteger se quemara en cenizas por el fuego en el campo de batalla”.

“No creo así sea”.

*Cortar*

Al mismo tiempo que respondió, Jinwoo cortó la cabeza con una daga y la dejó rodar por el suelo.

* Ring ~ Ring ~ Ring ~

Has matado al Jefe de la Mazmorra

Sin embargo… mientras el Rey de los Gigantes respiraba por última vez, un mar de mana explotó en su interior.

‘Tal poder mágico…’

*Suspirar*

Desde ese momento, Jinwoo se dio cuenta de que el mundo que él conocía iba a cambiar…