Reciente

miércoles, 21 de agosto de 2019

Kage no Jitsuryokusha ni Naritakute - Capítulo 86

Capítulo 86. Cima Del Camino De La Espada


Antes de que alguien se diera cuenta, se habían acumulado nubes espesas que cubrían el sol y arrojaban al mundo a la sombra.

Dentro de las nubes se pueden escuchar los sonidos del trueno.

La lluvia comienza a caer, una gota a la vez.

“¡¿Que están haciendo todos ustedes?! ¡¡PERSIGANLA!!”

El rugido lleno de ira de Doem se rasga en el aire, y sus subordinados que habían estado simplemente observando la situación todos se ponen en movimiento.

Después de posicionarse para rodear a Shadow, quien se ha colocado frente al hoyo, todos corren hacia él al mismo tiempo.

Sin embargo, en el próximo instante.

Un solo destello negro azabache los derriba a todos.

Un solo golpe. Todos estos espadachines mágicos que Doem había cuidadosamente seleccionados a mano fueron derribados, y ahora están rodando por el suelo.

“¿Cómo puede esto s……”

Entonces este es Shadow. Tal como lo indicaban los rumores, cualquier persona ordinaria ni siquiera sería su oponente.

Doem se agarra el estómago sangrando mientras retrocede.

“A-, alguien! ¡¿Hay alguien?! ¿Alguien que puede derrotarlo?”

Entonces él grita.

Pero la única respuesta que recibe es el sonido de la lluvia.

Los caballeros del Reino de Midgar tienen a Shadow rodeado, pero solo desde una distancia.

Ninguno de ellos está subestimando la fuerza de Shadow, no después de ver cómo había derrotado a Iris.

La lluvia comienza a llover. Gruesas gotas de lluvia golpean a todos por igual.

El longcoat negro azabache de Shadow se ha mojado y brilla por la lluvia, reflejando así el repentino destello de un rayo.

Luego, más rayos caen. Y cada vez que lo hace, la figura de Shadow se ilumina y se marca en los ojos de todos los presentes.

“Iré.”

Junto con esa voz, una mujer vestida de gris salta al aire.

En el aire, tira su bata y saca su espada larga. Luego ella se acerca al campo de batalla.

“Diosa de la Guerra, Beatriz …”

Entonces susurra alguien.

El que entra en una postura con su espada sostenida en medio de la lluvia que cae es una hermosa elfo rubia.

Con solo un protector de su pecho y taparrabos, su piel blanca está mojada por la lluvia e iluminada por los rayos.

Shadow vs. Beatrix. Los dos se confrontan silenciosamente, como para sondear el maai del otro.

El comienzo de la lucha se desencadena por un estallido violento de truenos.

La espada de Shadow se alarga como si se combinara con la de Beatrix.

Entonces, un destello.

La espada negra azabache de Shadow corta.

La lluvia es cortada.

Por un breve momento, una zona desprovista de lluvia es creada por la trayectoria de su espada.

De hecho, la espada de Shadow se había perdido.

“Hou ……”

Beatrix retrocedió medio paso instantáneamente, evadiendo el ataque de Shadow.

Entonces ella inmediatamente cambia al contraataque.

Un empuje afilado como una navaja se precipita hacia Shadow, como una lanza.

Detrás de la máscara, Shadow parece estar sonriendo.

Shadow esquiva girando su cuerpo a la mitad, y utiliza el impulso de ese movimiento para liberar otro corte con su espada.

Pero Beatrix retira su espada a tiempo.

Incluso mientras retira su espada, se agacha, evadiendo el ataque de Shadow.

Luego ella cambia al contraataque de nuevo.

Los dos solo están desgarrando gotas de lluvia.

Más de diez movimientos se intercambian en un abrir y cerrar de ojos, cortando la lluvia una y otra vez.

Las gotas de lluvia cortadas se convierten en pequeños aerosoles dibujando hermosos arcos iluminados por un rayo.

Todos están mirando con la respiración contenida.

Esto es exactamente un baile.

Los movimientos de espada que ninguna persona normal puede seguir con sus ojos dejan sus rastros en el aire, pintados con lluvia y rayos.

Una danza de espadas impresionante.

Ni una sola persona tiene dudas de que estos dos están de pie en la cima del camino de la espada.

Pero es Shadow quien anuncia el final de este baile que les encantaría ver para siempre.

“Esta espada es insuficiente, eh …”

Shadow deja el maai de Beatrix y la mira.

Beatrix no presiona, y prefiere aprovechar esta oportunidad para calmar su respiración. Sus abundantes pechos suben y bajan violentamente.

“Tan fuerte……”

Ella deja escapar un suspiro de admiración.

Sus ojos azules simplemente miran a Shadow.

Por un tiempo, los dos no se mueven.

“Te mostraré mi verdadera espada.”

Diciendo esto, Shadow regresa su espada azabache a su longitud original.

Ese es su maai original.

"Voy."

Al mismo tiempo que habla, ya ha intervenido.

Entonces, como si fuera la cosa más fácil del mundo, él cierra su maai.

“?!”

Entonces un impacto.

En el instante en que Beatrix se da cuenta de que su maai había sido violado, ella abandonó la ofensa y se centró únicamente en la defensa. Sin embargo, ella no podía ver la espada de Shadow en absoluto.

No solo ella, nadie más en el lugar podría verlo.

Ese golpe único … no cortó la lluvia.

“¡¡¡Kuh !!”

Golpeada por el impacto, Beatrix rueda bajo la lluvia.

Aunque no podía ver la espada, fue capaz de defenderse solo con su intuición. Sin embargo, eso apenas había rosado la piel de sus dientes. Ella fue antiestéticamente rechazada muy lejos, incapaz de siquiera iniciar un contraataque.

Ella inmediatamente se pone de pie de nuevo en preparación para un ataque de seguimiento.

El trueno ruge, y Shadow desaparece junto con el rayo que se desvanece.

En ese instante, Shadow ya está frente a ella.

Blandiendo su espada invisible.

Ella se concentra en la espada de Shadow con todos sus nervios, y luego es atacada por un impacto.

“- !!”

Ella realmente no podía verlo.

Haciendo caso omiso de la suciedad manchada en su rostro, Beatrix se pone de pie y de inmediato salta para tomar distancia.

Una vez más, ella había bloqueado a tiempo, pero solo se debía a la intuición y la suerte.

No hay garantía de que ella pueda bloquear el siguiente también.

Pero no hay un ataque de seguimiento.

Beatrix mira a Shadow debajo del rayo y atormenta su mente.

¿Por qué no puede ella verlo?

No fue simplemente rápido. La espada de Shadow es de alguna manera … diferente.

A través de su experiencia en combate acumulada durante su larga vida, finalmente llega a la respuesta.

La espada de Shadow es – la naturaleza misma.

Durante una pelea, mientras lidias con muchas espadas al mismo tiempo, una espada rápida es de hecho una amenaza. Sin embargo, incluso una espada rápida requiere un movimiento preliminar. Incluso si ella no ve ese movimiento preliminar, su experiencia de lucha puede decirle cuándo llegará el ataque. Mientras ella preste atención, lidiar con eso no es imposible.

Pero la espada que es la mayor amenaza durante una pelea es la que está más allá de su conciencia. La velocidad no es necesaria allí. La clave radica únicamente en estar más allá de su conciencia.

La espada de Shadow es natural.

Sin intensión asesina, sin vacilación, sin fuerza, poseyendo solo naturalidad.

La gente no presta atención a lo que es natural.

Justo cuando ella no presta atención a la lluvia que cae, la espada de Shadow se desliza fuera de su conciencia.

“Eso es increíble……”

Beatrix solo puede quedarse maravillada ante la profundidad de la espada de Shadow. Su técnica es un abismo sin fondo que nadie puede alcanzar.

Y así, ella decide a sí misma su derrota.

“Oh Diosa de la Guerra, déjame ver cómo luchas…”

Shadow sostiene su espada negro azabache.

Beatrix no tiene la confianza para bloquear el próximo ataque.

Sin embargo.

“Espera un momento.”

Una voz digna interrumpe la pelea.

“Déjame unirme a la diversión.”

Allí está Iris, con la espada desenvainada.